Yoga en suspensión para favorecer la flexibilidad

Giuliana Ficara, monitora de antigravity yoga en Bikram Bilbao, explica los beneficios de esta novedosa técnica que mezcla fitness, pilates y danza

EL CORREO

Una modalidad creada por Christopher Harrison, un gimnasta y bailarín estadounidense. Eso es antigravity yoga, una técnica que se introdujo hace apenas unos años en Euskadi y que mezcla la danza en suspensión con el fitness y el pilates. Se desarrolla sobre una tela colgada de una estructura y ayuda a desarrollar tanto la flexibilidad como la fuerza, realizando posturas invertidas. «Esto favorece la descompresión de la columna y la relajación de los músculos. También del cerebro, que se oxigena», explica Giuliana Ficara, monitora de Bikram Bilbao. «Luego sientes tu cuerpo mucho más flexible», destaca, antes de realizar una sesión para EL CORREO, centrada en la cadena anterior, recomendándolo tanto a deportistas como a todas las personas en general.