Sindicatos cifran en un 65% el seguimiento hoy de la huelga en la enseñanza concertada y Kristau Eskola, en el 28%

Un grupo de profesores se manifiesta a la entrada del colegio Escolapios de Vitoria./IGOR MARTIN
Un grupo de profesores se manifiesta a la entrada del colegio Escolapios de Vitoria. / IGOR MARTIN

Las centrales, en el primer día de los ocho de paro convocados, denuncian un intento por parte del Gobierno vasco de «invisibilizar la huelga» con una ampliación de los servicios mínimos

Nerea Pérez de Nanclares
NEREA PÉREZ DE NANCLARES

Los sindicatos han cifrado en un 65% el seguimiento de la primera jornada de huelga convocada por ELA, LAB, CC OO, Steilas y UGT en los centros de iniciativa social de la red concertada en demanda del convenio. Sin embargo, Kristau Eskola lo sitúan en un un 28% . Según sus datos, por territorios, el paro en Bizkaia ha tenido sido secunda por un 38% frente al 21% de Álava y el 19% de Gipuzkoa. En esta provincia, los huelguistas han llegado a los 345 trabajadores, según la patronal.

El acto principal de protesta se ha localizado en Bilbao, donde los trabajadores se han manifestado en una marcha que ha partido a las 11:30 horas de la plaza del Sagrado Corazón y a la que han asistido, entre otros, el secretario general de UGT Euskadi, Raúl Arza, y la secretaria general de CC OO Euskadi, Loli García.

La portavoz de ELA en el sector, Miren Zubizarreta, ha afirmado que el seguimiento ha sido «similar» al de otras convocatorias y lo ha cifrado en un 65%, pese a que, según ha denunciado, ha habido un intento por parte del Gobierno vasco de «invisibilizar la huelga» con una ampliación de los servicios mínimos.

Zubizarreta ha señalado que los sindicatos están «abiertos a la negociación» y ha asegurado que sus reivindicaciones «son justas y no maximalistas». Por ello han interpelado a las patronales para que presenten una oferta con «contenidos serios» y también al Gobierno vasco para que se «implique» en la resolución del conflicto.

La principal reclamación de los profesores que participaban esta mañana en la protesta no era la económica. «No nos quejamos tanto del sueldo como de que no se reconoce nuestra labor, todas las horas que dedicamos sin que se hagan visibles. En las clases tenemos niños de diferentes niveles a los que hay que darles una atención individualizada, debemos reunirnos con los padres o trabajar en nuevas metodologías, es una larga lista de tareas que no se ven y a las que suma una terrible burocracia», comentaba Marta, maestra en un centro de Santutxu. «Nuestro horario no acaba a las cuatro y media o las cinco. Nos quedamos más tiempo en el colegio y nos llevamos el trabajo a casa. Yo dedico todas las tardes de los domingos a corregir exámenes o preparar clases», añadía otra profesora.

Los docentes que participaban esta mañana en la manifestación querían dejar claro que «sí nos preocupan los niños» al tiempo que añadían que «también estamos luchando por ellos por mejorar la calidad de la enseñanza», defendían. al tiempo que advertían que «no podemos soportar esta situación y vamos a seguir con la lucha hasta que se solucione».

En algunos centros vitorianos, trabajadores han informado a la entrada de sus reivindicaciones repartiendo pasquines. En Escolapios, por ejemplo, un grupo de profesores se manifestaron tras una pancarta en la puerta principal del centro.

 

Fotos

Vídeos