Buscan al autor de una llamada anónima hecha en Vitoria para resolver el crimen de un anciano en Santander

Entrada al garaje donde se encontró el cadáver del octogenario. / Roberto Ruíz

Un hombre llamó al día siguiente desde una cabina de Vitoria a la Cruz Roja de Madrid para avisar de la muerte del hombre que fue encontrado maniatado dentro de un garaje en febrero de 2017

EL CORREO

¿Quién aviso de que algo había ocurrido en el garaje de Ángel Prieto? Se mantiene la incógnita de la identidad del hombre que realizó la llamada que destapó el homicidio de un octogenario en Santander en febrero de 2017. La víctima, de 81 años, falleció asfixiado dentro de un garaje de su propiedad tras sufrir un asalto.

Un crimen que está sin resolver (la causa se archivó) y que ha dejado numerosos interrogantes. Los autores dejaron abandonado su cuerpo, que fue encontrado maniatado y amordazado pero sin signos de violencia. Hoy ha trascendido que desde entonces se busca a un hombre que llamó al día siguiente a la Cruz Roja de Madrid desde una cabina de la calle Paula Montal de la capital alavesa.

A las 09.02, un hombre que no se identificó alertó de que había dos personas de avanzada de edad que podían estar heridas e indicando como llegar hasta ellas. Una llamada anónima que, año y medio después, sigue sin identificar. Ahora, la Policía Nacional ha difundido el audio y hace un llamamiento por si algún ciudadano reconoce la voz. Los investigadores han habilitado el teléfono 609 777 867 por si alguien puede aportar datos que ayuden a hallar al autor de la llamada.

Muerte por asfixia

Los hechos sucedieron el pasado 4 de febrero del 2017. Los agentes localizaron el cadáver de Prieto Cobo en el local al que acudía cada mañana a cuidar unos pájaros. Tras varias gestiones, los investigadores comprobaron que el móvil de los hechos fue el robo y que el objetivo de los presuntos autores era el dinero y las joyas que la víctima guardaba en una caja fuerte. El anciano fue maniatado y amordazado, falleciendo por asfixia tras ser abandonado en el local.

Los autores se desplazaron después hasta el domicilio del anciano que se encontraba en las inmediaciones. Allí estaba la pareja sentimental del fallecido a la que también maniataron, consiguiendo sustraer las joyas que se encontraban en el interior de la caja fuerte.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos