La Complutense detectó un cambio de notas en el expediente de Casado con una firma dudosa

Pablo Casado. /
Pablo Casado.

La profesora del líder del PP que denunció presiones le puso un suspenso en una de sus asignaturas, pero después la nota cambió por un «aprobado»

EFEMadrid

El expediente del líder del PP, Pablo Casado, en la licenciatura de Derecho en el centro Cardenal Cisneros registra un cambio de notas en Derecho Natural con una firma que, según la inspección de la Universidad Complutense (UCM), «no parece ser la misma» que la de la profesora que impartía esa asignatura.

Según publica eldiario.es, en junio de 2007 en el acta de esa asignatura, el entonces diputado autonómico del PP aparecía como 'suspenso', mientras que en la convocatoria de septiembre figura como 'no presentado', «pero alguien cambió el acta y le puso 'a posteriori' un 'aprobado'». La profesora que impartía la asignatura, sobre cuya firma hay dudas, es la misma que denunció haber recibido «indicaciones» para aprobar a Casado y es la única del claustro del Cardenal Cisneros, centro privado adscrito a la Complutense, que suspendió al líder del PP cuando se presentó a un examen.

La Complutense puso en marcha una inspección interna después de que el diario El Mundo publicase unas declaraciones del antiguo director del centro, Alberto Pérez de Vargas, en las que aseguraba que la entonces presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, presionó para que Casado terminase la licenciatura, aunque posteriormente se retractó.

Pablo Casado estuvo tres años en el Cardenal Cisneros y en solo dos cursos aprobó el 70% de las asignaturas de la carrera. eldiario.es ha tenido acceso a las actas de la investigación interna de la licenciatura de Casado a través del portal de transparencia de dicha universidad (expediente 34/2018), con fecha del pasado 3 de julio. A las preguntas de la inspección, que archivó la investigación, la profesora respondió: «Supongo que es un error de transcripción, el examen estaba aprobado».

Casado, «harto» de la polémica

El líder del PP, Pablo Casado, ha afirmado estar «harto» de la polémica sobre su curso de acceso al doctorado y ha confesado sentirse «víctima» de lo que considera un «despropósito». «Que pregunten a la Universidad Complutense, a la Rey Juan Carlos y que nos dejen en paz. Si una universidad hace algo malo, que se lo pregunten a ellos», ha añadido antes de reiterar que ya se siente «víctima» porque parece que él va a tener la culpa del acta que haga alguien.

Y ha proseguido: «Yo que sé. Yo tengo el currículum que tengo (...) Yo ya estoy harto, parece que me habrán buscado si tengo patrimonio, problemas de dinero, de juergas, de pareja, y como no han encontrado nada, han atizado al currículum». «Ya a uno le cansa que estemos con esto. Yo nunca he arremetido contra los jueces ni contra las universidades, pero esto, sinceramente, me produce mucho hartazgo», ha añadido.

Además, ha pedido una reflexión a los medios de comunicación para determinar si hay que poner el foco en «si un político se ha saltado un semáforo en rojo» o (en referencia al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y la polémica sobre su tesis) en si un político «quiere abrir en canal la Constitución para salir de puntillas de un escándalo personal».