Jesulín de Ubrique, regreso y triunfo

Jesulín de Ubrique, en una foto de archivo./
Jesulín de Ubrique, en una foto de archivo.

EL CORREO

Ataviado de un traje azul pavo, Jesulín de Ubrique entró en la plaza de Toros de Cuenca pasadas las 18.30 horas. Miró al cielo y se santiguó. A sus 44 años dejó claro que «los toros no envejecen y yo ya tengo una edad». Su forma de decir que ayer compartía terna con Padilla y Miguel Abellán (sustituyó a Cayetano), pero sería la última. Con el coso casi lleno, Jesulín le cortó dos orejas a su primer enemigo. Regreso corto pero triunfal.