Pelota

Altuna III y Martija ganan enteros

Martija y Altuna III se felicitan tras la importante victoria cosechada en Tolosa./Iñigo Royo
Martija y Altuna III se felicitan tras la importante victoria cosechada en Tolosa. / Iñigo Royo

Remontan frente a Artola y Mariezkurrena II en Tolosa, y tienen más opciones de estar en semifinales en la última jornada que sus rivales

JUAN PABLO MARTÍN

El esfuerzo ha merecido la pena y ha sido una clara demostración que una mala primera vuelta no tiene porqué condenarles siempre que la reacción llegue en la segunda y acompañen otros resultados. Altuna III y Martija sumaron ayer su quinta victoria en los últimos seis partidos frente a Artola y Mariezkurrena II en el frontón Beotibar y ganaron enteros para estar en las semifinales del Parejas. En estos momentos ambas combinaciones están empatadas a siete puntos, y en la jornada que cierra los cuartos de final se jugarán la única plaza que resta para la siguiente fase. Y los de Aspe tienen más opciones de conseguirlo.

Sin embargo, todo pasaba por llegar al cartón 22 en Tolosa en un duelo a vida o muerte para el delantero de Amezketa y el zaguero de Etxeberri, y lo lograron a base de casta y de una reacción contundente en la segunda parte de la contienda. Aunque el choque no pintaba bien en la primera mitad para ellos porque el dominio de sus rivales era muy evidente, resistieron y evitaron que lograran romper el partido. Llegaron a estar seis tantos por debajo (8-14) con un material vivo que les no les favorecía.

El joven zaguero de Berriozar marcó su terreno a pesar de cometer más errores de la cuenta, mientras que el delantero de Alegia estuvo inspirado en el remate y movió bien la pelota. Como consecuencia de ello, a los colorados les tocó defender con uñas y dientes. Altuna III, fuera de su sitio, no estuvo cómodo y la carga fue para Martija, que tampoco pudo quitar la pelota que le gustaría.

Parcial de 14-1

Pero tras el ecuador las pelotas se gastaron y el choque cambio de signo. El de Amezketa comenzó a reclamar protagonismo porque dispuso de situaciones más francas y porque su zaguero se sintió bastante menos agobiado y aguantó como acostumbra. Los azules, por su parte, empezaron a diluirse porque no tuvieron tantos huecos y les tocó defender más.

Cuando parecía que los de Baiko tenían la situación más o menos controlada, encajaron un parcial de 14-1 que les dejó sin opciones. Una pasa de saque de Artola abrió un periodo de inestabilidad en su combinación que tuvo el efecto contrario en sus rivales. En apenas 63 pelotazos consiguieron empatar el choque después de muchos minutos de sufrimiento. Los azules rompieron esa primera tacada con un gancho al centro de la cancha de su delantero, pero el aluvión les llegó en la segunda oleada.

Crecidos los colorados porque veían que su juego tenía mucho más mordiente, ya no hubo quién les parara. Altuna III sacó a relucir su instinto y sus remates ajustados no tuvieron respuesta, mientras que Martija consiguió arrimar bien la pelota a pared y Mariezkurrena II sufrió con la zurda.

La combinación de Baiko, obligada a ganar y esperar

Artola y Mariezkurrena II están obligados a ganar y esperar que otro resultado les favorezca en la última jornada de cuartos si quieren estar en semifinales. Ayer desaprovecharon la oportunidad de cerrar su clasificación y pueden pagar las consecuencias. Se enfrentan el sábado a Ezkurdia y Ladis Galarza en el Labrit, y además de superarles precisan que Irribarria y Zabaleta se impongan a Albisu y el compañero que le designen en Ataun.

Altuna III y Martija, por su parte, se miden a Bengoetxea e Imaz el domingo en San Sebastián. Están obligados a ganar si lo hacen Artola y Mariezkurrena la jornada anterior, y en ese caso les convendría que el duelo de Ataun fuera para la combinación de Bakio.