El Barakaldo se pronunciará sobre la multa en una rueda de prensa

El extécnico baracaldés, Aitor Larrazabal. /
El extécnico baracaldés, Aitor Larrazabal.

El club ha realizado un comunicado oficial y ha anunciado la convocatoria de una conferencia la próxima semana

PERU OLAZABAL

El Barakaldo ha roto su silencio acerca de la sanción propuesta por la Seguridad Social debido a los impagos por parte del club. El cuadro fabril ha reconocido que «se han recibido las actas de liquidación y propuestas de sanción formuladas por la Seguridad Social, con importantes cuantías en ambos casos», tal y como afirma la nota. En este caso, la cifra a pagar se trata de 1,1 millones de euros y la entidad gualdinegra ha manifestado que «se dispone por parte del Barakaldo CF de un plazo para alegar y aportar lo que se considere preciso». La Junta Gestora se ha puesto en contacto con profesionales de este ámbito para tratar de dar una solución a esta cuestión que tiene en vilo al entorno del club.

En este comunicado, el cuadro fabril ha incidido en que las temporadas inspeccionadas constan desde 2014, último año de Alberto Romero al mando del club, hasta 2019, es decir, también toda la legislatura de Orlando Sáiz. Asimismo, la Junta Gestora ha anunciado que «informará puntualmente a los socios de la situación y datos concretos relacionados con el particular, siendo facilitada tal información con ocasión de la sesión ordinaria de la Asamblea General del Barakaldo CF que se celebra anualmente en el mes julio», por lo que en principio, no se celebrará una Asamblea Extraordinaria con anticipación, el reclamo de muchos socios y socias del conjunto gualdinegro. No obstante, el actual presidente ha convocado una rueda de prensa la próxima semana con el fin de informar sobre «los pasos dados y las medidas que se están adoptando».

Esta sanción está teniendo una gran influencia en el plano deportivo, con graves consecuencias. Aitor Larrazabal ha decidido abandonar el Barakaldo, motivado principalmente por esta problemática, tal y como adelantaba este viernes EL CORREO. Además, una gran cantidad de jugadores también se sitúan en la rampa de salida por la gravedad del asunto y las renovaciones se han paralizado de inmediato. A pesar de ello, el club indica que «en la actualidad se está trabajando con normalidad también en las tareas habituales de pretemporada como la confección de la plantilla, técnicos, partidos amistosos y demás trabajos habituales de estas fechas al igual que se ha hecho en temporadas anteriores».

Por último, la nota contiene un mensaje reclamando el apoyo de los socios y socias del conjunto gualdinegro en este periodo tan complicado para la entidad, con el fin de preservar el funcionamiento del club. «Pese al importante contratiempo que supone el mencionado expediente de la Seguridad Social, el principal objetivo de todos/as entendemos que tiene que ser garantizar que esta institución centenaria de referencia en el fútbol vizcaíno continua su actividad social y deportiva de la misma forma que lo ha venido haciendo hasta la fecha», concluye el comunicado.