Los trabajadores de Bilbobus mantienen la huelga en Santo Tomás

Unidades de bilbobus y de bizkaibus en la plaza Circular./Ignacio Pérez
Unidades de bilbobus y de bizkaibus en la plaza Circular. / Ignacio Pérez

También hay convocados paros en Bizkaibus y Renfe

JOSÉ DOMÍNGUEZ

La huelga del transporte público marcará este año Santo Tomás. Sólo el 30% de la flota de Bizkaibus y Bilbobus estará operativa. Todo apuntaba a que el servicio municipal iba a anular su convocatoria, pero el preacuerdo alcanzado el miércoles se ha roto este jueves «por unos flecos» que afectaban a la exigencia sindical de reducir el personal eventual y permutar horas extra por tiempo libre. «Habíamos alcanzado un preacuerdo el miércoles, pero al últimar los detalles todo ha quedado en agua de borrajas y nos encontramos prácticamente como al principio del partido», ha lamentado José Fernández, presidente del comité de empresa y delegado de UGT.

El paro en Bilbobus arrancará a las 4:20 de la madrugada. A las 8:30 horas los trabajadores realizarán una manifestación que saldrá de las cocheras de la empresa en la curva de Elorrieta y acabará en el Ayuntamiento.

En Bizkaibus secundarán la jornada de paro tres de sus concesionarias: Ezkerraldea Meatzaldea Bus, Pesalur, Gam Txorierri. En un comunicado, el sindicato ELA ha señalado que entre ambos servicios de transporte serán 2.000 trabajadores los que irán a la huelga en defensa de un servicio «de calidad, haciendo frente a las políticas de precarización que las empresas quieren imponer en un servicio». La central calcula que solo la protesta en el transporte público por carretera afectará a 250.000 usuarios en toda Bizkaia.

Pero es que además los problemas también se harán extensivos a la red ferroviaria. Debido a la jornada de paro que por su parte realizarán los trabajadores de Renfe, llegar en tren a Bilbao también obligará a armarse de paciencia aunque los servicios mínimos se hayan fijado en el 75% en hora punta y el 50 en hora valle.