Renfe arreglará la fachada de la estación de Bidebieta antes de que finalice el año

La estación de Bidebieta ha sido sometida a distintos cambios a lo largo del verano. / HELENA RODRÍGUEZ
La estación de Bidebieta ha sido sometida a distintos cambios a lo largo del verano. / HELENA RODRÍGUEZ

En las últimas semanas se ha cambiado y pintado la cubierta de las marquesinas de los andenes y se han sustituido los marcadores

LEIRE PÉREZBASAURI.

La vuelta al trabajo que la mayoría de basauritarras están realizando en estos días lleva consigo en muchos casos una mayor utilización del transporte público. Aquellos que tengan que subirse en la línea de cercanías que une Bilbao y Orduña se van a encontrar con algunas mejoras. Renfe está llevando a cabo «obras de mantenimiento, menores» en la estación de Bidebieta que darán otro aire al que es el apeadero en «peor estado» de la línea, según llevan años denunciando los propios residentes y la asociación vecinal del barrio. «Antes de que finalice el año» la compañía dependiente del Ministerio de Fomento realizará «mejoras de la cubierta y la fachada del edificio». Una actuación que terminará con los andamios que visten el vetusto inmueble desde hace más de tres años. Las quejas de los usuarios provocaron en 2017 que el Ayuntamiento enviase un escrito a RENFE en el que solicitaba un arreglo de forma «inminente» por el «evidente estado de abandono» que presentaba.

Portavoces de la empresa pública enmarcan precisamente esta intervención en la necesidad de «mantener y tener en buenas condiciones» el equipamiento y hasta que Adif concluya la obra de la futura estación. Las mismas fuentes explican que en las últimas semanas se han llevado a cabo otras mejoras en la marquesina de los andenes. «Se ha cambiado la cubierta y se ha pintado», recuerdan. También se han colocado nuevos marcados en los que se puede leer el tiempo que falta para que llegue el tren.

Mal estado

Esta intervención será la segunda en los últimos años. En 2015 se invirtieron 53.821 euros en la iluminación de los andenes y la accesibilidad del paso inferior. No ha sido posible, sin embargo, ninguna reforma de calado. Todas se han visto lastradas por la construcción a futuro de la nueva estación prevista en el proyecto de regeneración de San Fausto, Bidebieta y Pozokoetxe. Así las cosas, los residentes siguen sufriendo inconvenientes como que la escalera mecánica no funcione, por ejemplo. No es el único perjuicio. Trozos de cubierta desprendida, zonas acordonadas y goteras han sido una constante en este tiempo.

Sin embargo, todavía se desconoce el momento en el que las excavadoras comenzarán a trabajar. Adif está «redactando el proyecto para la construcción de la nueva estación Bidebieta-Basauri acorde con los proyectos urbanísticos previstos en la zona». Desde el Consistorio confirman que por cuestión de los plazos que se manejan en la regeneración «no es previsible» que arranque todavía la edificación». Será el operador el que se hará cargo del tajo después de que el Ejecutivo local alcanzase un acuerdo a cambio con el Ministerio de Fomento a cambio de pagar 4.037.029 de euros por la adquisición de la playa de vías de Pozokoetxe.