La historia se alía con Urdaibai

Urdaibai encara la segunda jornada de La Concha y las dos últimas citas de Liga con una mínima ventaja./
Urdaibai encara la segunda jornada de La Concha y las dos últimas citas de Liga con una mínima ventaja.

Desde 1945 solo se han producido una docena de remontadas en la Bandera de La Concha

JULEN ENSUNZAbilbao

La historia, los resultados del ultimo mes y muy probablemente también el factor psicológico tras lo acontecido el domingo juegan a favor de Urdaibai en su objetivo de alzarse con la que sería su quinta bandera de La Concha en los últimos siete años. Este dato no es baladí. Tiene su relevancia teniendo en cuenta que hasta 2010 los 'txos' siempre habían pinchado hueso. Pese a llegar en varias ocasiones en el pelotón de los favoritos, regresaban una y otra vez a casa con las manos vacías.

LAS DIFERENCIAS MÁS ESCASAS

1974 Primer día. Orio bate por 20 centésimas a Lasarte Michelín. Segundo día. Vuelve a ganar Orio.
1979 Primer día. Santurtzi 70 centésimas a Orio. Segundo día. Gana Santurtzi.
1977 Primer día. Lasarte Michelín le saca un segundo a Santurtzi. Segundo día. Santurtzi remonta y se lleva la bandera.
1991 Primer día. Orio bate en un segundo y 4 centésimas a San Juan. Segundo día. Gana San Pedro.
1990 Primer día. San Pedro supera a San Juan en 1.22. Segundo día. San Juan le da la vuelta al resultado.
1986 Primer día. San Juan a Zumaia, un segundo y 32 centésimas. Segundo día. Gana San Juan.
2010 Primer día. Kaiku supera a Urdaibai por un segundo y 42 centésimas. Segundo día. Gana Urdaibai.
1992 Primer día. Orio a Donibaneko un segundo y 58 centésimas. Segundo día. Gana Orio.

Sin embargo, aquel primer triunfo de hace ahora seis años trajo consigo sonrisas y lágrimas a mares. La victoria les llevó a tener que pasar por los tribunales por la denominada 'Operación estrobo', fruto de las acusaciones de dopaje lanzada por el técnico de Kaiku, José Luis Korta. Cinco años después todos los imputados fueron absueltos por el juzgado de lo penal de Bilbao. A nivel deportivo, no obstante, lejos de tambalearse ante el escándalo, se han convertido desde entonces en el enemigo a batir, también en La Concha.

Aunque las estadísticas son solo números fríos y será el agua la que dicte finalmente sentencia el próximo día 11, uno de los datos que reman a favor de la cuadrilla de la villa marinera es que la bahía donostiarra únicamente ha sido testigo de una docena de remontadas desde 1945, año en el que se llevó a cabo la triangulación del campo de regateo, por escasa que hubiera sido la renta obtenida el primer fin de semana. En 58 ocasiones, el vencedor de la jornada inaugural se ha llevado la ikurriña más preciada del año. Con estos datos en la mano, parece que el segundo y 78 centésimas que le sacó la 'Bou Bizkaia' a la 'Ama Guadalupekoa' de Hondarribia -novena menor diferencia de la historia-, aunque no permite ni mucho menos especular, siítiene cierto peso.

El margen más estrecho con el que ha afrontado una embarcación el segundo asalto desde 1972, temporada en la que empieza a disputarse la regata clasificatoria, hasta ahora fue de 20 centésimas, en 1974. Orio se impuso a Lasarte Michelín por ese suspiro y amplió notablemente la renta el segundo día. Cinco temporadas después (1979), Santurtzi llegó al segundo domingo con un colchón de setenta centésimas sobre los 'aguiluchos' y también incrementó la diferencia llevándose el ansiado botín.

En 1977 fue Lasarte Michelín la que llegaba con un segundo sobre la 'Sotera' a la hora de la verdad y esta vez los de la Margen Izquierda consiguieron darle la vuelta. Las campañas de 1990, 1991 y 1992 también fueron testigo de una situación similar. En la primera San Juan superó con creces el segundo y 22 centésimas obtenido por San Pedro, mientras que en las otras dos Orio partía el segundo domingo con un segundo y cuatro centésimas y un segundo y 58 centésimas de ventaja, respectivamente, sobre San Juan y Donibaneko. Y mientras en 1991 fue San Pedro el que se llevó el gato al agua, al año siguiente los amarillos salieron airosos.

Dictadura de la 'Bou Bizkaia' durante el mes de agosto

Parecía impensable, allá por el mes de julio, cuando una imperial Hondarribia acaparaba banderas -ocho en total- y elogios por doquier a lo largo y ancho del Cantábrico, que Urdaibai sería capaz de darle la vuelta a la situación hasta el punto de tener a día de hoy al alcance de la mano el doblete -Liga y Concha-. Los 'txos', cuyo ADN ganador está fuera de toda duda, encajaron aquellos golpes con dignidad -segundos en la mayoría de regatas- y no bajaron los brazos en ningún momento hasta conseguir finalmente revertir la situación. Queda rematar la faena. El último arreón. Solo Astillero en 2003, la propia Urdaibai en 2010 y Kaiku en 2012 han sido capaces de coronarse en las dos competiciones la misma campaña, lo que demuestra la enorme dificultad que entraña la empresa.

La 'Ama Guadalupekoa' también se encuentra en idéntica disposición y se vaciará por conseguirlo dado que el premio es demasiado goloso como para desfallecer a las primeras de cambio. Al margen de lo que representa La Concha -es la bandera que da y quita razones-, en caso de ganar la Liga ambos conseguirían la corona en propiedad como regalo adicional. Una de las claves de la espectacular remontada de Urdaibai se ha cimentado en la gran trayectoria seguida en agosto.

Los hombres que dirige por cuarta temporada consecutiva el oriotarra Jon Salsamendi se han alzado con el triunfo en cinco de las seis citas puntuables celebradas el mes pasado -las dos jornadas de la Ikurriña de Zarautz, Hondarribia y las banderas de Ambilamp y Portugalete en aguas de la ría-. Su única derrota seprodujo en la Bandera CaixaBank celebrada el pasado día 21 en aguas de Castro Urdiales.

Ese día, los patroneados por Gorka Aranberri llegaban lanzados a la ensenada de Brazomar tras su triunfo la víspera en casa del máximo rival. En caso de victoria se hubieran encaramado al liderato liguero, pero la buena regata de los fronterizos y cierta dosis de ansiedad evitaron el sorpasso. La localidad cántabra, precisamente, fue testigo también del otro tropiezo bermeotarra el pasado mes. Fue la final del Campeonato de España y de nuevo a manos de Hondarribia. Los dos 'capos' se lo juegan todo en las próximas semanas con Urdaibai delante por media cabeza.

1986 -un segundo y 32 centésimas San Juan a Zumaia con bandera para los pasaitarras-, 2010 -un segundo y 42 centésimas Kaiku a Urdaibai con triunfo 'txo' el segundo domingo- y 2015 -un segundo y 92 centésimas Hondarribia a Urdaibai, que se alzó después con la victoria- completan el ránking de diferencias inferiores a dos segundos, sin contar la de este año.

Por lo que respecta a algunas de las remontadas más destacadas teniendo en cuenta también como referencia 1945, la primera tuvo lugar en 1947. Orio consiguió una renta de cinco segundos sobre Hondarribia en la primera jornada, mientras que los fronterizos distanciaron en diez a los amarillos el segundo día y se alzaron con la ikurriña. Siete años después volvió a repetirse la historia con una tripulación vizcaína como principal protagonista. Zumaia ganó el primer asalto y distanció en 14 segundos a San Juan y en 21 a Sestao. Sin embargo, estos últimos arrollaron a la 'Telmo Deun' y la 'Erreka' el segundo día y se alzaron con la bandera.

La década pasada

En 1962 fue San Juan la que protagonizó el vuelco en la general y en 1977 se produjo el ya mencionado de Santurtzi. En la década pasada solo en dos ocasiones el ganador de la primera jornada no ha podido alzarse con la victoria final, mientras que desde la llegada del nuevo milenio, además de los ya apuntadas remontadas de 2010 y 2015, los tros dos sonados fueron en 2001 y 2005. En la primera, Orio afrontó el segundo domingo con ocho segundos de renta sobre Tirán y diez sobre Castro, que con José Luis Korta como patrón conquistó su primera Concha por centésimas.

En 2005, el espectacular e inesperado vuelco en la clasificación estuvo rodeado de una gran polémica. Un brusco cambio meteorológico entre tandas el segundo día y la descalificación de Pedreña, por un toque de remos con Orio, permitió a Hondarribia ondear la ikurriña 37 años después sin haberse impuesto en ninguna de las dos jornadas. Esa no es la única ocasión que los fronterizos se llevan la Bandera de La Concha sin ganar ninguna regata. También lo hicieron en 1968 y 2013, año de la descalificación de Urdaibai en los despachos por un toque de remos, precisamente con la 'Ama Guadalupekoa'.