Isinbayeva acusa a EE UU, Gran Bretaña, Alemania y Kenia, de «dopaje sistemático»

Yelena Isinbayeva, en los Juegos de Pekín./
Yelena Isinbayeva, en los Juegos de Pekín.

Los escándalos por el uso de drogas y los retrasos en Río, prioridades de la reunión del COI entre el miércoles y el viernes en Lausana

COLPISA/AFPLAUSANA

La estrella del atletismo ruso, la pertiguista Yelena Isinbayeva, ha reiterado su esperanza de participar en los Juegos Olímpicos de Río, estimando que "nadie tiene derecho" a impedírselo, y ha lanzado graves acusaciones contra Estados Unidos, Gran Bretaña, Alemania y Kenia, a los que acusa de practicar un "dopaje sistemático".

"He sido controlada en todo el mundo y los test siempre fueron negativos", ha recordado Isinbayeva, citada el lunes por la agencia Russia Today, antes de acusar a tres de las grandes potencias del deporte mundial y a otra de las principales en el atletismo (Kenia), puesta en entredicho, al igual que el país exsoviético, por el presunto uso de sustancias dopantes.

Los escándalos de dopaje, sobre todo en el atletismo ruso, y los retrasos en la preparación de los Juegos de Río, a dos meses de la ceremonia de apertura, dominarán la reunión de la comisión ejecutiva del COI hasta el viernes en Lausana.

"Deseamos eliminar a los tramposos de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro. Es por ello que actuamos rápidamente", explicó el viernes presidente del Comité Olímpico International (COI), Thomas Bach, cuando anunció 23 nuevos casos de dopaje en los Juegos de Londres 2012, tras los nuevos análisis. Este anuncio era continuación de los 31 resultados anómalos de los nuevos tests de los Juegos de Pekín 2008, revelados una semana antes.

Reunida de miércoles a viernes en Lausana, la comisión ejecutiva, gobierno del movimiento olímpico, analizará esta operación de limpieza, centrada prioritariamente en el atletismo ruso.

El presidente de la Agencia Mundial Antidopaje (AMA), Craig Reedie, debe presentar el jueves los elementos de la investigación que la AMA realiza sobre el dopaje en Rusia, cuando el atletismo de ese país sigue sobre la amenaza de no participar en los Juegos de Río. El británico abordará también los reanálisis efectuados en las muestras de Pekín y Londres.

La AMA también confió a una comisión independiente que investigue las acusaciones del antiguo patrón del laboratorio antidopaje ruso respecto a un sistema de dopaje respaldado por el gobierno de ese país durante los Juegos de Sochi. Esta comisión tiene hasta el 15 de julio para entregar sus conclusiones al presidente de la AMA.