El atropello de un nuevo lince desata la indignación entre los ecologistas

Ejemplares de lince ibérico en Doñana./
Ejemplares de lince ibérico en Doñana.

WWF, que recuerda que es el decimonoveno ejemplar muerto este año, critica la desidia de la Junta de Andalucía y del Ministerio de Fomento

R. C.madrid

La organización ecologista WWF alerta de una nueva muerte de lince ibérico. Se trata del tercer atropello este mes y el 19 en lo que va de este 2014. En un comunicado, la entidad lamenta la "desidia" de la Consejería de Fomento de la Junta de Andalucía y del Ministerio de Fomento ante la masacre que está sufriendo esta especie en las carreteras españolas.

Los 19 linces muertos este año representan una "cifra histórica" que hace temer a WWF "un desastre para esta especie que está en peligro crítico de extinción". Si 2013 ya fue el peor año para la especie, con un total de 14 atropellos, la organización teme que este 2014 ponga en peligro los esfuerzos que se están realizando para recuperar al lince ibérico.

Para evitar un daño irreversible, WWF exige nuevamente tanto a la Consejería de Fomento de la Junta de Andalucía como al Ministerio de Fomento que arreglen de inmediato los puntos negros en las carreteras para evitar nuevos atropellos del felino más amenazado del mundo.

Según Ramón Pérez de Ayala, responsable del Proyecto Lince de WWF España, "solo con estas actuaciones, se reduciría un 90% la mortandad de linces por esta causa", antes de añadir: Pero hay que tener en cuenta que arreglar los puntos negros no es suficiente para solucionar el problema a medio y largo plazo. Es imprescindible ejecutar medidas de permeabilización, como pasos de fauna y una correcta planificación territorial. Para lograr todo esto, son necesarios fondos adicionales".

La entidad destaca la importancia de que la Consejería de Fomento andaluza participe en el proyecto Life IberLince, pero WWF recuerda que esta incorporación "llega con dos años de retraso y que se debe traducir en acciones sobre el terreno". Por su parte, el Ministerio de Fomento ha mostrado su intención de participar también en este proyecto, que pretende recuperar el área de presencia histórica del lince ibérico en España y Portugal.

WWF lamenta que después de casi tres años de denuncias continuas sobre el problema de los atropellos de linces, las administraciones solo sean capaces de responder con buenas palabras, declaraciones de intenciones o firmas de convenios y no sean capaces de arreglar el problema, mientras las muertes de linces continúan.