Llodio retomará el día 6 el concurso del antzoki

Terrenos de Altzarrate donde se construirá el antzoki. /SANDRA ESPINOSA
Terrenos de Altzarrate donde se construirá el antzoki. / SANDRA ESPINOSA

Deberá evaluar de nuevo los 32 proyectos presentados tras el recurso de uno de los aspirantes

Marta Peciña
MARTA PECIÑA

El próximo 6 de junio a las nueve y media de la mañana se reunirá de nuevo el jurado en el casino del parque para seleccionar los proyectos del concurso de ideas que permitirán construir un antzoki en la zona de Altzarrate, en Llodio. Se retomará de esta forma el proceso de selección de las 32 ideas que se presentaron para construir el edificio, que no podrá costar más de tres millones de euros. El jurado está integrado por el alcalde en funciones, Natxo Urkixo y los concejales de Urbanismo, Jon Ander Altube Lazkano y Fiestas, Amets Meatza. También participan la arquitecta municipal, Almudena Fernández; el técnico de Obras Asier Goikouria Zarraga, tres arquitectos designados por los colegios oficiales Vasco Navarro, de Cataluña y de Madrid y un técnico en gestión cultural. A efectos prácticos ésta será la primera reunión del jurado después de que el Órgano Administrativo de Recursos Contractuales (OARC), haya atendido la reclamación de uno de los equipos, el que se presentó con el nombre de 'Geoda'. Los redactores entregaron la documentación para participar en el concurso en Correos y después comunicaron su participación al Ayuntamiento por correo electrónico. Sin embargo, en la primera sesión que celebró el jurado para analizar las propuestas, 'Geoda' quedó descartada porque «la comunicación se remitió por e-mail y no por fax». Los autores aseguraron que esa decisión «constituye un acto discriminatorio que restringe artificialmente la competencia» y pidieron la suspensión del concurso, una petición que se atendió el 9 de abril.

Volver al inicio

Tras analizar las razones, el OARC entendió que los firmantes del proyecto 'Geoda' tenían razón. El 18 de mayo decidió admitir su reclamación y pidió que el concurso volviera a su punto inicial. Eso es lo que harán los miembros del jurado el próximo jueves; seleccionar los proyectos, que a su entender, mejor se adapten a las bases del concurso. La intención es elegir tres ideas, que deben materializarse en una maqueta. Con esta nueva aportación, el jurado elegirá a la empresa que se encargará de redactar planos y dirigir las obras.

Lo que es seguro es que se producirán cambios en el jurado antes del fallo definitivo, dado que tanto el acalde como los concejales serán sustituidos a partir del 15 de junio por otras personas miembros de la nueva Corporación recién elegida. En todo caso, el antzoki es una prioridad también para el PNV, vencedor de las elecciones, que lo ha señalado como uno de sus objetivos prioritarios para esta legislatura.

El concurso está dotado con tres premios. Uno de 12.000 euros, otro de 6.000 y un tercero de 3.000. En el caso del ganador, el premio se detraerá de los honorarios posteriores para la redacción del proyecto definitivo y de la dirección de obras, cifrados en 336.000 euros, que es el precio de salida del concurso.

La previsión es que el nuevo teatro esté terminado en 2022. Una vez seleccionado el proyecto ganador, la empresa debe redactar los planos, que deben aprobarse antes de un año. La construcción durará un año y medio, aunque podrá ampliarse otros cuatro meses para completar el proyecto de actividad y la documentación final de la obra. El equipo que se va a seleccionar debe incluir al menos un arquitecto, un arquitecto técnico y un experto en diseño acústico y equipamiento escénico.