Queda en libertad el detenido en Lapuebla de Labarca por retener a su pareja, agredirla y amenazarla con un hacha

Queda en libertad el detenido en Lapuebla de Labarca por retener a su pareja, agredirla y amenazarla con un hacha

Una mujer pudo pedir ayuda a una amiga; a la que le contó que su pareja «no la dejaba salir sola de casa, la encerraba bajo llave cuando él salía del domicilio y la tenía amenazada con un hacha si intentaba escaparse»

N. NUÑO

Agentes de la Ertzaintza detuvieron el viernes por la tarde en Lapuebla de Labarca, en Rioja Alavesa, a un varón de 42 años, como presunto autor de un delito de detención ilegal por mantener retenida contra su voluntad a su pareja en la vivienda familiar. Además, según ha informado este sábado el Departamento vasco de Seguridad, se le acusa de un delito de violencia de género por agresiones y amenazas.

Los hechos se iniciaron a raíz de una llamada telefónica que realizó la víctima el pasado viernes a una amiga aprovechando el «descuido del varón». En esa comunicación, según la Policía vasca, la mujer solicitaba ayuda ya que, al parecer, su pareja «no la dejaba salir sola de casa, la encerraba bajo llave cuando él salía del domicilio y la tenía amenazada con un hacha si intentaba escaparse». Además, había sido agredida en varias ocasiones.

Este aviso fue derivado a la comisaría de la Ertzaintza en Laguardia. De inmediato, se organizó un dispositivo para localizar al agresor y poner a salvo a la mujer. Una patrulla de agentes de paisano se personó en el domicilio. Cuando llegaron, tanto el presunto agresor como la víctima estaban en un turismo, junto a la vivienda familiar.

Tras identificar a las partes, los agentes mantuvieron una conversación con la mujer. Ésta confirmó que, en efecto, era quien había realizado la llamada telefónica. De igual modo, denunció nuevamente ante los ertzainas su situación. Ante esta situación, los policías detuvieron al hombre, acusado de un delito de detención ilegal y un delito de violencia de género.

En el armario

Durante el registro de la vivienda, los agentes retiraron de un armario de la cocina, «y a la vista, el hacha con el que al parecer la mujer era amenazada», apunta la Ertzaintza.

El arrestado fue trasladado a dependencias policiales y esta mañana ha sido puesto a disposición judicial. El hombre ha quedado finalmente en libertad ya que, al parecer, por ahora no se ha interpuesto denuncia alguna ni tampoco hay una orden de protección.