Batalla en Lleida, Girona y Tarragona por el último escaño

Batalla en Lleida, Girona y Tarragona por el último escaño
REUTERS

Los partidos echan cuentas sobre el escrutinio que esta noche decidirá la composición del nuevo Parlament

AGENCIAS BARCELONA

Los partidos que concurren hoy a las elecciones catalanas rivalizan por el último escaño que se asignará en las provincias de Lleida, Girona y Tarragona. Un disputado diputado que puede caer en la bolsa de cualquiera de las candidaturas, aunque son Catalunya en Comú-Podem y el PP quienes más rivalidad presentan por esa postrera plaza al ser las fuerzas que previsiblemente tendrán menos votos.

Según las previsiones de los expertos, la contienda por el escaño final tendrá lugar en esas tres provincias. No es batalla para Barcelona, porque en la demarcación de la capital se juegan 85 plazas en el Parlament, lo que hace que el reparto de los asientos sea casi proporcional, según explican especialistas en demoscopia.

Más información

Catalunya se rige como España por la ley d’Hondt, un sistema de asignación de escaños en el que las últimas plazas se otorgan a la candidatura que obtiene un resto mayor. Son los partidos menos votados los que suelen pelear por esos restos –aunque no siempre–, que les podrían reportar el diputado final. La CUP de Carles Riera, que según las encuestas publicadas hasta ahora no estará entre las fuerzas mayoritarias, al tener más arraigo en las provincias no metropolitanas, le podría garantizar al menos un escaño en cada una de las tres demarcaciones.

Los partidos hacen sus quinielas sobre quiénes son sus rivales. La ERC de Oriol Junqueras cree que Ciudadanos, liderado por Inés Arrimadas, puede robarles un representante en Tarragona, que repartirá 18 diputados. Es sin embargo con la candidatura socialista de Miquel Iceta con la que se jugarán esta noche el último diputado de Lleida, que según los expertos podría dirimirse por un puñado de votos, quizás no más de mil..

La lista de Xavier Garcia Albiol se disputará previsiblemente el último parlamentario en Lleida con la CUP, mientras que el diputado por Girona, donde se juegan 17 escaños, se lo rifará con ERC. Los populares piensan que la última disputada plaza por Tarragona podría caer de su lado o del de la candidatura del expresident Carles Puigdemont, Junts per Catalunya.

Por su parte, Catalunya en Comú-Podem no tiene perspectiva de lograr representación en Girona ni en Tarragona, pero no descarta conseguir un diputado por Lleida, donde se reparten un total de 15 plazas en el Parlament. La lista de Xavier Domènech cree que ese último asiento en la Cámara catalana puede estar sólo en mil votos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos