Segunda vuelta

Acaba de arrancar la campaña del 26-M y el CIS pronostica una España volcada a la izquierda. Pero la realidad es mucho más compleja

OLATZ BARRIUSO