Andreu pide al ministro de Fomento que anule los seis trazados del AVE

Un tren Alvia hace entrada en la estación del ferrocarril de Haro, después de llegar de Miranda en dirección a Barcelona./ R. SOLANO
Un tren Alvia hace entrada en la estación del ferrocarril de Haro, después de llegar de Miranda en dirección a Barcelona. / R. SOLANO

La portavoz del PSOE en la Cámara regional dice haber transmitido a Ábalos su empeño en modernizar la red del tren sin afectar al paisaje

Roberto Rivera
ROBERTO RIVERA

El Partido Socialista, viene a soslayar el comunicado remitido a los medios de comunicación por la formación del puño y la rosa, hace pública su postura «respecto del trazado ferroviario que tiene que ver con La Rioja y que ha transmitido (Concha Andreu, portavoz del PSOE en el Parlamento regional) en conversación con el ministro de Fomento, José Luis Ábalos, en el ministerio».

Su nota señala, en concreto, tres puntos de transmisión ante el titular de la cartera ministerial.

La cara visible del PSOE en la Cámara regional habría explicado a su compañero de filas que el comité autonómico del PSOE defiende «la planificación ferroviaria del tramo Castejón- Miranda de Ebro, del Corredor Atlántico Mediterráneo, al que La Rioja pertenece; y, por lo tanto, la transformación de su vía a ancho internacional». Y, al mismo tiempo, que reclama «la eliminación de las alternativas que propuso el anterior ministro de La Serna, en el tramo Logroño-Miranda» para «que se estudien otras nuevas», dejando entrever con ello que rechazan el proyecto con el que se maneja el Ministerio de Fomento, en pleno proceso informativo, desde diciembre.

Tercer y último apunte. «Andreu ha trasmitido al Ministro de Fomento, de manera clara y precisa, que la alternativa del tramo Logroño-Miranda debe cumplir los requisitos de mínimo impacto al paisaje y máximo aprovechamiento del actual trazado».

Tal dijo porque, a tenor de lo apuntado en el comunicado de su partido, Andreu considera que la región «necesita modernizar sus vías del tren. Si nos descolgamos de la transformación del ferrocarril», venía a decir justificando la actuación propuesta por el Estado, «nuestras vías quedarán vacías», sumándose por elo a la defensa de «la planificación del corredor Atlántico-Mediterráneo, que incluye tráfico mixto viajeros y mercancías».

Es ahí donde ahondó en el debate político asegurando que el anterior titular de Fomento, Íñigo De la Serna, «vino a La Rioja con información tergiversada y ocultando datos de definitiva relevancia. Quiso vendernos que la redacción de proyectos en el tramo Castejón-Logroño, estaba en marcha y eso era falso, pues el paso previo, la evaluación de impacto ambiental, lista en 2013, había caducado por inacción consciente del Gobierno de Rajoy, al que no le interesaba seguir el curso del proyecto que llevaría a avanzar en este tramo Castejón-Logroño». Es más, añadió. «Se inventó seis trazados posibles para el ferrocarril en el tramo Miranda-Logroño que después, sin razón alguna, ni estudio, ni análisis, ni conclusiones por escrito, dejó en dos posibles trazados».

En ese contexto, «y en perfecta sintonía con el sentir del actual ministro de Fomento, hemos solicitado se anulen los trazados que supuestamente iban a ser los definitivos para iniciar estudios», consciente «del tesoro que posee La Rioja con sus viñas protegidas por una Denominación de Origen de prestigio, con bodegas centenarias, con un paisaje candidato a ser patrimonio que proteger. He transmitido», aseguró a los medios Concha Andreu, «de manera clara y contundente, que la alternativa a la modernización de las vías riojanas en el tramo Miranda-Logroño debe cumplir los requisitos de un mínimo impacto al paisaje y un máximo aprovechamiento del actual trazado ferroviario».

Sin perder de vista, matizó, que «La Rioja no debe quedarse más atrás en infraestructuras. Vamos a hacerlo bien, ya que se puede modernizar nuestra Comunidad Autónoma pero se puede y debe hacer bien», terminó diciendo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos