Ermua es el municipio que menos residuos recicla en Debabarrena

Imagen de los últimos contenedores instalados en Ermua./Ainhoa Lasuen
Imagen de los últimos contenedores instalados en Ermua. / Ainhoa Lasuen

El alcalde se comprometió a instalar el pedal, crear campañas e instalar una expendedora de bolsas en Abiapuntu

AINHOA LASUEN

Ermua es el municipio que menos recicla de los ocho ayuntamientos que dependen de la Mancomunidad de Debabarrena para la gestión de sus residuos.

En la presentación de los últimos datos recogidos por la citada Mancomunidad, su director, José Francisco Muniozguren, destacaba que «si bien el aspecto negativo es que Ermua cuenta con el porcentaje más bajo de reciclaje, también se puede destacar el aspecto positivo de que esta recogida selectiva crece». Aunque esta tendencia de mejora se da en todos los municipios «gracias al nuevo sistema de contenedores», según recoge el informe anual de la Mancomunidad.

Ermua recicló en 2017 un total del 39,12% de su basura y en 2018 alcanzó un 44,62%, muy lejos de Mutriku (un 65,72% en 2018) que se coloca como punta de lanza del reciclaje en la comarca.

Según el alcalde, Juan Carlos Abascal, que Ermua se encuentre a la cola de la Mancomunidad «se trata de un tema cultural que se abordará a través de la creación de diversas campañas».

EAJ-PNV de Ermua mostraba su preocupación frente a esta situación y planteaba «la inclusión del pedal para la apertura que se entiende que facilitaría el deposito de las basuras en los contenedores». Además mostró su inquietud «porque hay personas que se dedican a abrir los nuevos contenedores y llevarse lo que hay en su interior. ¿Hay alguna medida pensada para evitarlo?», preguntaba.

EH Bildu mostraba su malestar con la recogida afirmando que «se crea una acumulación de basura fuera de los contenedores debido a que están llenos. A veces el motivo es que los huecos de los contenedores quedan contra la pared o no tienen fácil acceso e incluso los hosteleros y tiendas dejan los restos fuera cerrando el paso al contenedor. También nos dicen que tienen las bocas pequeñas y sería conveniente un pedal y que fueran más bajos para facilitar el depósito». Además, Bildu añadía que «los cambios -por el nuevo sistema de tarjeta- producen consecuencias bruscas».

Desde Irabazi se proponía también «facilitar la introducción de la basura en los contenedores, ya que son altos y en ocasiones se bloquean con la tarjeta». También apuntaba a la «escasez de contenedores por lo que a veces se encuentran llenos».

Abascal respondía a Bildu recordando que «un sistema de cambio de gestión brusco fue el que hicisteis vosotros en Gipuzkoa, cambiando la gestión de las basuras y rescindiendo un contrato que supuso 800.000 euros para el vecindario de Ermua».

Soluciones

El primer edil aseguró que además de abordar diversas campañas de información, en breve se instalará una máquina expendedora de bolsas de compostaje al lado de Abiapuntu. Por otra parte, se comprometió a «estudiar el tema de incluir el pedal en los contenedores que, en breve, se comenzarán a instalar desde la Mancomunidad y a analizar los puntos de acumulación de basura para solucionar este problema».

El alcalde además insistió en que «Ermua ha sido el último municipio donde se ha instalado el nuevo contenedor».

El concejal de Servicios, José Luis Araujo informó además de encuentros habituales con los hosteleros y comerciantes ermuarras «para informarles de cómo depositar su basura».