El Ironman desembarca en Vitoria

Imagen de la entrada en el pantano durante el Triatlón del pasado año. /Rafa Gutiérrez
Imagen de la entrada en el pantano durante el Triatlón del pasado año. / Rafa Gutiérrez

Más de 2.100 atletas nadarán 3,8 kilómetros en Landa, pedalearán otros 180 por el territorio alavés y correrán los últimos 42 en el corazón de la ciudad

MIREN PÉREZ

El conocido Triatlón de Vitoria llega este verano bajo la marca Ironman. La 'Champions League' de esta especialidad. Una prueba de larga distancia y extrema dureza que se celebrará el 14 de julio en Vitoria y su entorno y contará en esta edición con 2.100 esforzados atletas. Este miércoles se presentó en un acto institucional con el diputado general de Álava, Ramiro González; el consejero de cultura y deporte del Gobierno Vasco, Bingen Zupiria, y el alcalde de Vitoria, Gorka Urtaran.

Además, contó con la asistencia de atletas reconocidos como Martín Fiz, Ruth Brito y Eneko Llanos. «En el mundo hay dos millones de ciudades con cien mil o más habitantes y tan solo se celebra el Ironman en cuarenta de ellas. Vitoria-Gasteiz tiene la suerte de ser una de las elegidas», se felicitaba el alcalde.

Este año la prueba viene con novedades. El recorrido tendrá unas características similares al triatlón, pero no habrá half, y, por tanto, las distancias se amplían. El pistoletazo de salida se dará en el embalse de Ullibarri-Gamboa. Los deportistas tendrán que nadar una distancia de 3,8 kilómetros para después subirse a sus bicicletas y pedalear por el territorio alavés 180 kilómetros más. Un segmento ciclista que tendrá 970 metros de desnivel acumulado. Por último, los atletas tendrán que correr la maratón de 42 kilómetros por el corazón de Gasteiz, en un circuito establecido de cuatro vueltas. Este último tramo será uno de los más llanos del Ironman. Cuando la prueba finalice, la organización ofrecerá cuarenta plazas clasificatorias para el Campeonato del Mundo Ironman 2019 en Hawaii.

Menos participación local

La ausencia de la prueba de media distancia ha hecho que el número de participantes vitorianos se reduzca y deje hueco, en cambio, a más corredores de otros países. En una parte importante, profesionales de este deporte, en algunos casos entre los mejores del mundo en esta especialidad. De los 2.100 deportistas, la mitad serán de origen extranjero. Para el año que viene se espera un 25% más de crecimiento, y así llegar al 75% de atletas foráneos.

Esta competición supondrá, según estiman los organizadores, un impacto económico muy positivo en la capital de entre seis y siete millones de euros. Las inscripciones han subido de precio en comparación con el año pasado. Registrarse para la prueba cuesta entre 515 y 580 euros, frente a los 360 que costaba el triatlón.

Los más pequeños también podrán disfrutar de esta nueva experiencia y conocer este deporte en primera mano. Corredores de entre 3 y 16 años podrán participar el 13 de julio en la competición que comenzará a las diez de la mañana en el parque de la Florida.

El encuentro estará dividido en diferentes categorías. Los nacidos entre el 2003 y el 2008 recorrerán 1.000 metros. Los de 2009 y 2010 completarán 750 metros y los de 2011 a 2012 realizarán la prueba de 500 metros. Los más txikis, del 2013 al 2016, 250 metros.