«Para preparar bien la Vuelta hay que pasar hambre»

David de la Cruz, durante la pasada Vuelta a Burgos./Team Sky
David de la Cruz, durante la pasada Vuelta a Burgos. / Team Sky

El catalán De la Cruz es el líder del Sky, el equipo que ha ganado el Giro y el Tour y busca hacer lo propio en la ronda española

J. Gómez Peña
J. GÓMEZ PEÑA

David de la Cruz (Sabadell, 29 años) acude a la Vuelta con un cargo que asusta: líder del Sky, el equipo que ha ganado el Giro con Chris Froome y el Tour con Geraint Thomas. Queda la Vuelta. El ciclista catalán, que viene del atletismo, es puro método. Disciplina y hambre. Por las privaciones, al éxito.

- ¿Con qué ambición afronta la Vuelta?

- Llego bien. He trabajado a fondo en casa. La Vuelta es para mí el objetivo del año. Vengo con ganas. A estar lo más arriba posible.

- Y es líder del Sky, el equipo que ha ganado el Giro y el Tour.

- Es una responsabilidad bonita. Espero estar a la altura. Entrar entre los elegidos del Sky para una gran vuelta ya es complicado. Por eso, el equipo espera hasta última hora para hacer la selección. Estar dentro es un orgullo.

- ¿Se ve como el Geraint Thomas de la Vuelta?

- Me veo siendo David de la Cruz. Antes de ganar este Tour, Geraint era ya un corredor excepcional, campeón olímpico, con triunfos en el Dauphiné y la París-Niza. La responsabilidad no es un resultado, sino una actitud. En los entrenamientos he dado el cien por cien, y aquí daré aún más.

- ¿Se entrena distinto para ser gregario que para ser líder?

- Cuando vas a una carrera en busca de un buen puesto, los entrenamientos tienen una motivación extra. Te cuidas aún un poco más, te entrenas aún un poco más... Son esos los detalles que marcan la diferencia.

- El Sky está habituado a la presión de ser la referencia en cada gran vuelta.

- Dentro del equipo no se respira esa presión. Lo que notamos es que hay todo un grupo de gente que está para apoyarnos. Eso favorece. A mí me ha enseñado mucho haber hecho el pasado Giro al lado de Chris Froome.

«A mí me ha enseñado mucho haber hecho el pasado Giro al lado de Chris Froome» En el Sky

- ¿Qué aprendió?

- Fue una gran experiencia. En las grandes vueltas que había afrontado antes, a Chris todo le vino de cara. En cambio, en este Giro todo le venía de espalda. Antes pensabas que para que no ganara, tenía que caerle encima algún desastre. En este Giro, para ganarlo hacía falta un milagro. Y lo logró. Ver cómo Chris afrontó todas las adversidades fue una experiencia que confío en que me ayude en esta Vuelta y en el futuro.

- Sin Contador, jubilado, ni Landa, lesionado, es usted una de las refencias del ciclismo español.

- Ni lo he pensado. Sólo me he centrado en prepararme. Claro que gusta que la gente te tenga en consideración. Lo he notado. Estas semanas, muchos me han parado por la calle para desearme suerte en la Vuelta. Es bonito sentir que un país te está mirando y pone muchas ilusiones. Es de agradecer y me motiva.

«Tenía que mejorar en la alta montaña y dar un paso en la contrarreloj. Y es lo que he hecho» El trabajo previo

- ¿Con qué se iría contento de esta Vuelta?

- Vengo a quedar lo más arriba posible en la clasificación general. Son otros, por palmarés, los que tienen la responsablidad de ganar. A mí me gusta tener un perfil más bajo. Ya he sido séptimo en la Vuelta. He trabajado para mejorar.

- ¿En qué ha tratado de progresar?

- Tenía que mejorar en la alta montaña y dar un paso en la contrarreloj. Y colocarme bien en esos momentos complicados de las etapas. Es lo que he hecho. Estoy más fino para la montaña. Para preparar bien una Vuelta hay que pasar hambre.

- ¿Fichó por el Sky para pelear por la Vuelta?

- Fiché porque quería mejorar en las grandes rondas y porque quería tener libertad en la Vuelta. Para el tipo de corredor que soy, el Sky era uno de los mejores equipos a los que podía ir.