Al Bilbo le toca volar para subir a Primera

Varias jugadoras del conjunto bilbaíno durante un entrenamiento. /PEDRO URRESTI
Varias jugadoras del conjunto bilbaíno durante un entrenamiento. / PEDRO URRESTI

Las de José Andrés Muñoz no han tenido suerte y se medirán a otro campeón de grupo, el Telde, con el viaje más costoso posible a Canarias

JOSE Á. PÉREZ CAPETILLO

No hubo suerte alguna para el Bilbo Fútbol Sala femenino en el sorteo para el play-off de ascenso a Primera. Después de una temporada excelente en la que el conjunto de la villa ha logrado el título liguero de la Segunda División en su grupo I, con tan solo una derrota en su casillero, las rojillas se enfrentarán con el Teldeportivo en la fase de ascenso a la máxima categoría nacional.

Será por tanto ante un rival muy complicado, con el primer partido en el pabellón insular de Las Palmas de Gran Canaria el fin de semana del 1 y 2 de junio, y con la vuelta en San Ignacio los días 8 o 9. El Teldeportivo acabó primero en el grupo IV con 21 victorias, 5 empates y 4 derrotas. El balance del Bilbo es a priori más favorable, con 24 triunfos y tres igualadas.

«El Telde es otro rival que ha terminado primero, como nos pasó en el anterior play-off frente al Leganés. El sorteo no nos ha acompañado y no es el más normal tras haber quedado como las mejores primeras, pero es lo que tiene la bolita. Lo mejor habría sido jugar contra un segundo, pero esto es una lotería», afirma resignado José Andrés Muñoz, técnico del conjunto bilbaíno. Sobre el hecho de cerrar o no la eliminatoria en casa, ya había declarado a este periódico hace unos días que «nunca se sabe qué es mejor». «La experiencia nos podría decir que nos da bien haciéndolo fuera, así ascendimos en Murcia, pero quién sabe». Del conjunto canario destaca «la calidad de varias de sus jugadoras», aunque resalta también su «irregular» final de temporada.

Exigencia económica

Además de la exigencia deportiva, el principal problema que supone esta eliminatoria tiene más que ver con el estado de las arcas del club y con lo que supondrá viajar hasta la isla. «A ver cómo nos organizamos porque la cuantía económica no es la misma al ser un desplazamiento tan caro a Canarias», afirma José Andrés Muñoz, poco después de que tuviera lugar el sorteo en Madrid en la Federación Española de Fútbol.

Antes de finalizar la temporada el propio entrenador ya había reconocido que para ser el único representante vasco en la élite nacional, en la que de alcanzarla sería su segunda vez en la historia, además de lograrlo en la pista tendrían que refrendarlo en los despachos, afirmando que «económicamente no estaba asegurado», y pidiendo más apoyos para poder depositar la fianza para jugar en la nueva categoría y construir un equipo de garantías, pensando en el futuro.