El Karpin de Carranza recibe a sus dos primeros suricatos

Los suricatos miden entre 25 y 30 centímetros. / K. F.
Los suricatos miden entre 25 y 30 centímetros. / K. F.

Noa y Suri, dos felinos carnívoros que proceden de zonas semidesérticas, fueron abandonados por sus dueños tras adquirirlos como mascotas domésticas

DIANA MARTÍNEZ CARRANZA.

Crece la familia de El Karpin. El centro de acogida de fauna silvestre y parque de educación medioambiental de Carranza ha recibido a los dos primeros ejemplares de suricatos en sus 23 años de historia. Desde principios de mes, las instalaciones cuentan con estos dos nuevos mamíferos. Se trata de Suri y Noa, un macho y una hembra, respectivamente, que proceden de Mundovivo, una ONG asturiana solidaria de veterinarios que presta ayuda clínica a cualquier animal que no disponga de los recursos necesarios para su curación.

Los suricatos son carnívoros felinos que se identifican por sus cuerpos largos, orejas cortas y planas, y su capacidad para ponerse sobre sus patas traseras. Son animales pequeños, que miden entre 25 y 30 centímetros, y habitan en zonas semi-desérticas. Estos animales exóticos suelen resultar ser inadecuados como animales domésticos debido a su comportamiento incontrolable y muchas veces agresivo.

Sin embargo, los nuevos inquilinos del parque encartado han vivido como mascotas domésticas. Suri procede de un particular de Madrid que, después de comprarlo para tenerlo en casa como animal de compañía, optó por deshacerse de él porque suponía un amplio coste económico. Así, lo entregó a Mundovivo en 2014, mientras que Noa fue entregada a la misma ONG un año antes.

550 animales

En este caso, sus dueños argumentaron que el animal mordía. Al recibirla, observaron que tenía mutilada la mano izquierda, aunque se desconoce «si la causa fue un accidente o una malformación de nacimiento», explicaron ayer fuentes del parque.

Ambos animales han sido cuidados durante cinco años por uno de los voluntarios de la asociación asturiana hasta que los dos mamíferos han encontrado un hogar definitivo en Karpin Fauna. Un parque que cuenta actualmente con alrededor de 550 animales. Las instalaciones están gestionadas por Ortzadar Fundazioa, cuyo fin es promover la activación, educación y participación de la comunidad para un desarrollo sostenible en el ámbito social, cultural y ambiental.

 

Fotos

Vídeos