«El viajero que se aloja en 'Lurdeia' se lleva algo dentro para siempre»

Uno de los propietarios de 'Lurdeia' frente al alojamiento. / M. S.
Uno de los propietarios de 'Lurdeia' frente al alojamiento. / M. S.

El establecimiento de Bermeo se ha convertido en la mejor casa rural del mundo en relación calidad-precio, según el portal Tripadvisor

IRATXE ASTUI BERMEO.

Para dormir bien y barato hay que poner rumbo a Bermeo. En las faldas del monte Sollube se encuentra, según el buscador de viajes TripAdvisor, la mejor casa rural no sólo de Europa sino del mundo por su «excelente» relación calidad-precio. Los viajeros de los diferentes países que han participado en el certamen de los Premios Travellers Choice 2019, que organiza todos los años el conocido portal de internet, han querido situar, una vez más, a través de sus opiniones a este alojamiento en los más alto del podio.

«Ha sido una sorpresa increíble; un despertar maravilloso», celebró a primera hora de ayer Alberto Agirrebeitia, quien junto a sus colegas Roberto Baños, Iosu Joven, Tomás Anduaga e Iñaki Oiarbide consiguieron levantar 'Lurdeia' «de la nada» hace más de tres décadas. No es la primera vez que el alojamiento emplazado en el barrio Artika de la villa marinera ha sido distinguido por su excelencia. En las paredes de la casa y en su página web (www.lurdeia.com) exhibe prácticamente una por año, desde 2013.

El caserío que ofrece una «impresionante» ventana al mar en Bermeo obtuvo en 2017 las certificaciones de «noveno hotel mejor del mundo, octavo de Europa y primero en España en calidad-precio, así como el tercer mejor hotel pequeño de España y el sexto más romántico», enumeran orgullosos. La casa rural, en la que cuelga también la etiqueta de «Ecolíderes platino», la máxima que se otorga a los hoteles 'verdes', dispone de un total de ocho habitaciones cuyo precio oscila entre los 72 y 90 euros, en temporada alta, mientras que en los meses de invierno el precio por noche se rebaja hasta los 85 y 65 euros, dependiendo de la estancia.

Sin lujos y sin niños

'Lurdeia' «no es un hotel de lujo», matizan sus gestores, pero se distingue del resto «porque el viajero que se aloja en esta casa se lleva algo dentro; una experiencia y unas sensaciones del entorno que recordará para siempre», aseguran. En la casa, por otra parte, no se admiten niños menores de 12 años a fin de «preservar la paz y la tranquilidad de los viajeros», recuerdan en el hotel rural más económico del mundo.