El juez declara nulo el despido de Olaizola, exdirector del Museo del Ferrocarril

La sentencia no aclara si volverá a dirigir el centro de Azpeitia, que tiene ya otra responsable

E. MINGOSAN SEBASTIÁN.
Juanjo Olaizola. ::                         MORQUECHO/
Juanjo Olaizola. :: MORQUECHO

La jueza del Juzgado de lo Social nº 1 de San Sebastián ha declarado nulo el despido del ex responsable del Museo Vasco del Ferrocarril, Juanjo Olaizola, el día 7 de diciembre de 2011, en una sentencia dictada ayer en la que se afirma que se ha «vulnerado el derecho de libertad de expresión» de Olaizola y en la que se «condena solidariamente» a EuskoTren y Fundación del Museo vasco del Ferrocarril a que cualquiera de ellas, «a elección del trabajador», proceda a la readmisión del que fuera responsable del museo de Azpeitia «en las mismas condiciones que regían antes del despido y asimismo, a los salarios dejados de percibir desde la fecha del despido hasta la fecha de su readmisión». Por otra parte, en el fallo de la jueza se da por «cosa juzgada» el tema de la categoría profesional que tenía Olaizola antes de su despido, dando validez a la sentencia del pasado 1 de febrero. En este asunto se abren muchos interrogantes, pues el interesado habría dirigido el museo desde sus inicios, pero al no existir ahora el centro como tal tras haberse convertido en una Fundación, y al haberse designado a una directora para este cargo se hace más difícil su catalogación profesional.

El despido de Juanjo Olaizola se produjo como consecuencia de unas manifestaciones que realizó a través de la Asociación de Amigos del Ferrocarril y de algunos medios de comunicación, en las que, según EuskoTren «se excedían» los límites de la libertad de expresión y «habían causado grave daño a personas aludidas», así como a la imagen de la empresa.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos