La difícil decisión de un padre de siamesas: salvar la vida de una o dejar morir a ambas

Mariane y Ndeye comparten órganos vitales. / Atlas

Mariane y Ndeye han superado la esperanza de vida que les dieron los médicos en Cardiff, sin embargo, su familia tendrá que enfrentarse a este terrible debate en los próximos días

AGENCIAS

Los médicos les dieron unos días de esperanza de vida pero se equivocaron. Dos siamesas senegalesas han salido adelante gracias a los cuidados de su padre en Cardiff, Reino Unido. Aunque comparten órganos vitales, por lo que su separación, según los médicos, es imposible. Se llaman Mariane y Ndeye.

En la capital galesa han superado todas las expectativas. Han mejorado y van algunos días a la guardería. Aún así, su situación es muy complicada porque son interdependientes. Una operación pondría en riesgo sus vidas. Sus padres siguen luchando y no pierden la esperanza, pero en los próximos días tendrán que tomar una decisión.