'Campeona de la semana'

«Quiero subirme al podio en mi primer Mundial de Duatlón»

Irene Loizate alza los brazos en una nueva victoria. /E. C.
Irene Loizate alza los brazos en una nueva victoria. / E. C.

Irene Loizate se hace con el oro en el Campeonato de España de Duatlón celebrado en Soria. En dos semanas disputará su primera cita mundialista, a la que acude con el objetivo de subirse al podio

Jon Ander Goitia
JON ANDER GOITIA

¿Recuerdan en Superman cómo Clark Kent pasaba en un abrir y cerrar de ojos de ciudadano a superhéroe? Pues algo parecido es lo que hace todos los días Irene Loizate, que ejerce de médica por la mañana y entrena atletismo por la tarde. Cambia, así, la bata por las mallas, el estetoscopio por las zapatillas y las consultas por las victorias en las carreras. La última, este pasado fin de semana en el Campeonato de España de Duatlón que se celebró el sábado en Soria. La corredora de Durango se impuso en la cita nacional de duatlón más importante del año a cerca de 100 participantes. «Cuando llegué a meta iba tan cansada que ni pensé en lo que había logrado. Ahora, pasadas unas horas, empiezo a darme cuenta de lo que he ganado», reconoce a EL CORREO, que la ha destacado como 'Campeona de la semana' por su victoria en la cita nacional, que pone la guinda a un inicio de año muy laureado. «Ha sido una muy grata sorpresa. Siempre ilusiona que valoren tus resultados y el trabajo que se esconde detrás», confiesa.

El plan que tenía estudiado para la carrera de Soria le salió a la perfección. «Quería correr fuerte desde el principio para llegar casi sola al tramo que hacemos en bicicleta». Impuso un ritmo tan alto en los cinco kilómetros debían hacer a pie que únicamente lograron mantenerlo cuatro corredoras. «Durante los 20 kilómetros siguientes que hicimos en bici reservamos fuerzas para el tramo final», relata tras la prueba. Fruto de esa 'relajación' al grupo se sumó una quinta participante. «Después de dejar la bicicleta tardé en ponerme las zapatillas y eso me penalizó hasta la cuarta plaza. No sabía si llegaría a alcanzar a la líder», confiesa la vizcaína que finalmente remontó en los 2,5 kilómetros de la última parte de la prueba que se hacen a pie hasta ocupar de nuevo el primer puesto.

«Quiero terminar ocupando un lugar en el podio. Sería el mejor regalo de cumpleaños»

«Quiero terminar ocupando un lugar en el podio. Sería el mejor regalo de cumpleaños» Mundial de duatlón

Ahora se enfrenta a uno de los mayores desafíos de su vida deportiva. «En dos semanas participaré en mi primer Mundial de Duatlón. Estamos hablando de las mejores deportistas del momento», desliza. Pero, a pesar de ser debutante, no se amilana y promete dar guerra. «Quiero terminar ocupando un lugar en el podio», apunta la vizcaína que en un mes cumplirá 24 años. «Sería el mejor regalo de cumpleaños posible», confiesa sobre la cita del 27 de abril en Pontevedra. No será la primera vez que se codea con las 'estrellas' en este deporte. El año pasado tomó parte en su primer europeo de duatlón con Saltoki-Diquesí (equipo con el que participa en esta disciplina) y terminó ocupando el tercer cajón del podio.

Cómoda en la carrera

«Correr es lo que mejor se me da», asegura Loizate. Así lo demostró en el Campeonato de Bizkaia de Cross, donde se impuso con clara solvencia al resto de corredoras. Comparte los duatlones con esta disciplina en la que participa con BM Bilbao, equipo que le permitió en febrero correr el Europeo de Cross. «Iban a mandar a esta prueba a las mejores de la plantilla, pero sabía que se guardaría una plaza a la mejor vizcaína. Ese billete lo conseguiría quien ganase la competición de Bizkaia. Fue una motivación extra», comparte. En la cita continental terminó en un meritorio 19 puesto, tras completar los 6 kilómetros del circuito.

-¿Cuándo descansa? «Descansar, poco...», ríe Loizate. «Estoy estudiando medicina, aunque en unos meses terminaré el grado. Además, ahora me encuentro realizando prácticas en ambulatorios y hospitales», comparte la atleta que compagina deporte y trabajo en su agenda. Jornadas de entrenamiento «de dos o tres horas» que realiza «antes o después del trabajo». Una preparación que se prolonga hasta el fin de semana. «El sábado y domingo entreno entre tres y cuatro horas. Cuando me tumbo en la cama estoy rendida», concluye feliz.

Irene Loizate rompe barreras a pasos agigantados. / Maika Salguero, Luis Iturrioz y Mireya López