El vídeo que ha acabado con Cifuentes: pillada robando cremas en un 'súper' en 2011

Imagen de la grabación. / Okdiario

El intento de hurto se produjo en un Eroski de Vallecas cuando aún era número 2 de la Asamblea

ELCORREO.COM

«Hay una señora muy elegante, con unos zapatos de Prada carísimos, que acaba de robar unas cremas». A la dependienta del Eroski del centro comercial Madrid Sur, en Vallecas, le 'chocó' el aspecto de una mujer a la que acababa de ver robar dos botes de crema antiedad Olay, valorados en unos 40 euros, de uno de los estantes de la sección de perfumería. De inmediato, avisó al personal de seguridad. La supuesta ladrona era Cristina Cifuentes, por aquel entonces vicepresidenta de la Asamblea de Madrid.

El vídeo, donde se la ve retenida por el guardia de seguridad del establecimiento, publicado por OKDiario y fechado en 2011, ha precipitado la renuncia de la presidenta de la Comunidad de Madrid. Ella misma lo ha hecho oficial esta mañana en una comparecencia donde ha calificado este episodio de «error involuntario». Al salir a la luz las polémicas imágenes, la hasta ahora presidenta se encontraba aún más contra las cuerdas a pocos días de la celebración de la moción de censura presentada por el PSOE tras el escándalo generado por el supuesto máster de Derecho Autonómico conseguido de forma irregular por Cifuentes en la Universidad Rey Juan Carlos.

Según ha trascendido, el supuesto intento de hurto que ha abocado a Cifuentes a la dimisión habría sucedido el 4 de mayo de 2011 a las 11.30 horas de la mañana en un Eroski, donde fue retenida durante 45 minutos por los vigilantes, que la instaron a devolver la mercancía.

Al parecer, los trabajadores del supermercado no identificaron a Cifuentes como número dos de la Asamblea de Madrid cuando le reclamaron los dos botes de crema. Ella, en un momento de la grabación, los saca del bolso y se los muestra al personal de seguridad. Argumentó que eran de su propiedad y que ya los llevaba encima cuando entró al establecimiento. Fue en este punto cuando el vigilante llamó a la Policía ante la negativa de Cifuentes a abonar las cremas. Dos agentes de paisano de la Comisaría de Puente de Vallecas se personaron en el lugar y sí la reconocieron. Entonces, ella pagó los productos y abandonó el supermercado por una puerta trasera.

Más información

«Hemos hablado con ella de madrugada y ha reaccionado reconociendo los hechos y diciendo que era el mayor error que había cometido en su vida», ha explicado el director de OKDiario.

La Policía no conserva el acta de la identificación de Cifuentes

Los agentes de la Comisaría de Puente de Vallecas que acudieron el 4 de mayo de 2011 al hipermercado tras la retención de Cristina Cifuentes por el hurto de dos cremas estaban obligados por ley a redactar la denominada 'minuta', un pequeño atestado describiendo su actuación tras ser requeridos por el 'super'. Sin embargo, según confirman todas las fuentes consultadas, ese acta (en el que tendría que venir reflejada la filiación de la persona retenida) no se conserva en los archivos policiales. Bien porque no se redactó, bien porque alguien se ocupó de que desapareciera.

Según detallan estas mismas fuentes, no hubo denuncia porque Cifuentes abonó los poco más de 40 euros de las cremas y Eroski dio por zanjado ahí el asunto, como suele ser habitual en estos casos de hurto.

Al no haber denuncia, la Policía no requirió ni la grabación hecha pública hoy ni otras imágenes del interior de la zona de compras. Responsables policiales afirman que «jamás» la grabación que ha publicado 'OK Diario' ha estado en poder de la Policía Nacional. En todo caso, solo los responsables de seguridad del centro habrían tenido acceso a estas imágenes, que deberían haber sido destruidas poco después al no haber sido requeridas en una investigación, tal y como marca la Ley de Protección de Datos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos