Sánchez habla con Guaidó y aboga por convocar elecciones en Venezuela

Cientos de venezolanos se congregaron este miércoles en la Puerta del Sol de Madrid/Efe
Cientos de venezolanos se congregaron este miércoles en la Puerta del Sol de Madrid / Efe

El Gobierno se resiste a aceptarle y defiende una posición conjunta de la Unión Europea

Ander Azpiroz
ANDER AZPIROZMadrid

La política exterior también divide a las fuerzas políticas españolas. Muy especialmente la situación en Venezuela. La autoproclamación como presidente del líder de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, ha sido acogida de muy diferentes maneras.

El Gobierno aboga por la cautela y una posición común de los socios de la Unión Europea. El ministro de Asuntos Exteriores, Josep Borrell, ha informado de que Pedro Sánchez está tratando la situación en el país latinoamericano con otros líderes mundiales en Davos, donde asiste a la cumbre económica. Según ha confirmado Moncloa, a lo largo de la mañana ha mantenido una reunión con los mandatarios de Colombia, Ecuador y Costa Rica.

Sánchez, ha conversado telefónicamente, a iniciativa suya, con Juan Guaidó por espacio de diez minutos. En la conversación, mantenida durante la estancia del presidente en Davos, le ha trasladado su reconocimiento por el coraje con el que está comportándose en esta situación. El presidente del gobierno ha defendido durante su llamada la legitimidad de la Asamblea Nacional venezolana y ha explicado a Guaidó el comunicado conjunto de la Union Europea. En dicho comunicado, se apuesta por una posición común en favor de la celebración de elecciones libres, que permitan expresarse democráticamente al pueblo venezolano, y un rechazo rotundo del uso de la violencia y de la fuerza.

De momento, España no ha reconocido al líder de la oposición. Tampoco la Unión Europea se ha sumado a países como Estados Unidos, Canadá, Brasil o Chile que sí lo han hecho. No obstante, mandatarios como el francés Emmanuel Macron han denunciado la elección ilegítima de Nicolás Maduro en mayo de 2018 y alabado «la valentía de centenas de miles de venezolanos que caminan por su libertad»

La máximo que ha hecho por el momento el Ejecutivo socialista ha sido reclamar unas elecciones transparentes en Venezuela, nada que ver con las que, según distintos organismos internacionales o la UE, han revalidado el mandato de Nicolás Maduro el pasado mayo y en las que el mandatario chavista cosechó un 67% de los votos ,tras el boicot de la oposición. «Tenemos que evitar que la cosa vaya a peor y eso exige sin duda un proceso de intervención para garantizar la única salida posible que son unas elecciones», ha defendido Borrell esta mañana.

Felipe González ha llamado esta mañana al Gobierno a no escudarse en la UE y liderar la respuesta de los 28 a la crisis en Venezuela, que hasta el momento se ha saldado con casi dos decenas de muertos. «Sería difícil entender que la primera posición con respecto a Venezuela la afirmara un país como Francia o Alemania y no España», ha señalado el expresidente socialista. Felipe González, que ha mantenido sonoros encontronazos con el régimen bolivariano, aboga por apoyar a Guaidó. Según ha señalado González en Onda Cero, «la manera más correcta de caminar hacia unas elecciones democráticas es reconocer la Asamblea Nacional y a su presidente».

Otro exjefe del Ejecutivo socialista, José Luis Rodríguez Zapatero, se manifestó este miércoles. El expresidente, que ha media sin éxito desde hace tres años entre el chavismo y la oposición, alerto sobre el gran riesgo de un conflicto civil. González se ha mostrado este jueves muy critico con Zapatero: «Hace años que no coincido con la posición de Rodríguez Zapatero. Promovió el diálogo que ha debilitado a la oposición y ha mantenido a Maduro en el poder».

PP y Ciudadanos presionan

Quienes no dudan en su posición son Pablo Casado y Albert Rivera, que coinciden en reconocer al nuevo Gobierno. El líder de los populares ha atacado al Gobierno y advertido a Sánchez de que si abandona a su suerte a los venezolanos puede ser responsable de que se les «aniquile». Tenemos que ser muy conscientes de que todo el mundo libre somos responsables de lo que Maduro está haciendo a la población, que los está machacando», ha dicho Casado esta mañana. Para Rivera, es ineludible reconocer al Ejecutivo de la oposición. «Pido al Gobierno de España que reconozca a Juan Guaidó como presidente de Venezuela, como han hecho EEUU o Canadá, para que se abra paso una transición democrática que devuelva la libertad y la voz a los venezolanos. Tenéis todo mi apoyo», escribió la noche del miércoles en Twitter.

«Un golpe de estado»

Podemos se posiciona en el lado opuesto y habla abiertamente de golpe de estado. Incluso de que éste tenga como fin el control estadounidense de las reservas petrolíferas del país latinoamericano. «A Trump y a sus aliados no les interesa la democracia y los derechos humanos en Venezuela, les interesa su petróleo. España y Europa deben defender la legalidad internacional, el diálogo y la mediación pacífica, no un golpe de Estado», ha señalado Iglesias en las redes sociales. Juan Carlos Monedero, quien ha trabajado de forma estrecha con el chavismo, considera que «hay un golpe en marcha en Venezuela». «Lo alientan –asegura el cofundador de Podemos– golpistas y enemigos de la democracia». «¿Un golpe apoyado y dirigido por Trump? que ni un demócrata se engañe. Y quien dude que mire a Siria o Libia», concluye Monedero.

Más información

 

Fotos

Vídeos