Ingeteam se lanza a un proceso de compras y alianzas para aumentar su presencia internacional

Presentación del balance del último plan estratégico de Ingeteam. /Mireya López
Presentación del balance del último plan estratégico de Ingeteam. / Mireya López

La compañía vasca facturó el pasado año 637 millones de euros y obtuvo un beneficio neto de 14,5 millones

Manu Alvarez
MANU ALVAREZBilbao

A pesar de que su presencia internacional ya es destacada, el grupo vasco Ingeteam ha decidido dedicar sus próximos tres años a un proceso de expansión en el que la clave va a ser la adquisición de empresas y las alianzas con otras compañías. Así lo ha indicado hoy su consejero delegado, Adolfo Rebollo, al presentar el balance del último plan estratégico de la compañía, que se ha desarrollado entre los años 2016 y 2018. En este periodo la compañía ha experimentado un crecimiento notable, con un aumento del 47% de su facturación, ha creado 865 puestos de trabajo –en la actualidad su plantilla alcanza las 3.900 personas- y ha mejorado sustancialmente su rentabilidad, hasta cerrar el último ejercicio con un beneficio neto de 14,5 millones de euros.

La empresa, dedicada fundamentalmente al equipamiento eléctrico y electrónico, tiene una participación destacada en sectores como la energía eólica, la fabricación de motores eléctricos destinados a la industria naval y también en los sistemas de control que equipan los trenes, incluidos los de alta velocidad. En los últimos años han entrado de lleno en el entorno del vehículo eléctrico, para convertirse en uno de los principales productores de equipos de recarga. Un segmento que, han anticipado, «va a tener un crecimiento exponencial en los próximos años como consecuencia del despliegue de la nueva red de recarga».

La empresa facturó el pasado año 673 millones de euros y el objetivo del nuevo plan estratégico para los próximos años es situar la cifra de ventas en el entorno de los 730 millones, lo que supone un alza del 15%. El director de desarrollo corporativo de la compañía, Alex Belaustegi, ha explicado que buena parte de ese incremento va a basarse en las nuevas alianzas internacionales en las que están trabajando que, ha anticipado también, «nos permitirá entrar en algunos segmentos de actividad y en mercados en los que tenemos una presencia limitada». Japón, han asegurado los representantes de la empresa, es uno de sus focos de interés geográfico.

En la actualidad y además de sus centros de trabajo en el País Vasco y Navarra, Ingeteam tiene factorías en Estados Unidos, Brasil e India. En la vertiente industrial, su última inversión se ha centrado en una nueva planta de producción en Ortuella, que cuenta ya con 65 puestos de trabajo, tras haber adquirido el pabellón que dejó libre General Electric tras el cierre de sus instalaciones en esta localidad. La nueva factoría, dedicada a la producción de convertidores de frecuencia, alcanzará su velocidad de crucero a lo largo del próximo año, según ha anunciado Rebollo. La empresa ha recolocado en este proyecto a algunos de los antiguos trabajadores de General Electric que perdieron su empleo.