«No soy Tom Cruise»

John Nolan, al que da vida el actor Nathan Fillion, es el cuarentón novato del Departamento de Policía de Los Ángeles. /TNT
John Nolan, al que da vida el actor Nathan Fillion, es el cuarentón novato del Departamento de Policía de Los Ángeles. / TNT

Nathan Fillion interpreta en 'The Rookie' (TNT) a John Nolan, un cuarentón que inicia una nueva vida profesional en la Policía de Los Ángeles, donde se convierte en el novato más viejo

MARÍA ESTÉVEZ

Nathan Fillion (Edmonton, Alberta, Canadá, 1971) estuvo una década sin trabajar acusado de intoxicar todas las series que protagonizaba. Hollywood le castigó por considerarle un actor maldito, pero todo cambió en 2009 cuando su carisma se topó con el personaje adecuado. A punto de tirar la toalla, Fillion firmó para interpretar a Richard Castle, el escritor investigador que prestaba su nombre a la serie 'Castle'. Su suerte cambió con este novelista obsesionado con resolver asesinatos. Mañana vuelve a la pequeña pantalla (22.15 en TNT) con 'The Rookie' (El novato), un papel muy diferente donde se convierte en un hombre sin trabajo que se reinventa como policía. Fillion, de 47 años, encarna a John Nolan, quien deja su pequeña ciudad y persigue su sueño de convertirse en oficial de policía de Los Ángeles. Y lo hace, eso sí, como el novato más viejo del departamento, una situación que no sienta bien a muchos de sus superiores que cuestionan que esté preparado para combatir el crimen de la ciudad. El relato pone de manifiesto cómo el progreso afecta a las vidas de los empleados de mediana edad.

- ¿Qué hace que 'The Rookie' no sea una serie de policía más?

- 'The Rookie' es diferente porque es muy milenial. Su protagonista cambia de vida radicalmente. Es un contenido fresco. Hay mucha gente que por las nuevas tecnologías se encuentra a la deriva en sus profesiones y se ven obligados a reinventarse. Eso es exactamente lo que le sucede a mi personaje.

- ¿En qué se diferencia de otras series de policías?

- En que hemos tomado otro camino. John Nolan es un cuarentón recién divorciado que ha dejado de ser esposo, profesional y en cierto modo padre, porque su hijo acaba de marcharse a la universidad. Ya no hay una familia, y su trabajo ha cambiado. Se encuentra en un momento de su vida en el que ya nadie le necesita. Cuando tiene la experiencia de ser testigo de un robo en un banco, considera que ser policía es un trabajo importante. Convertirse en policía es su llamada, su camino hacia la relevancia social. Pero es un hombre maduro que comienza de nuevo rodeado de jóvenes. Son los jóvenes quienes le enseñan a reinventarse y adaptarse a su nueva situación.

- Como productor de 'The Rookie', ¿tiene poder de decisión sobre las relaciones de su personaje?

- Como productor sé cuándo he de mantener mis manos fuera del pastel. Dejo eso a los chicos encargados de escribir la historia, a los guionistas. Alexi Hawley es un narrador fantástico. Me gusta verme únicamente como la pimienta de la serie. Él hace la comida y yo pongo la pimienta.

- ¿Ha conocido al novato de la vida real en el que se basa 'The Rookie'?

- Sí. He trabajado mano a mano con él.

- Usted lleva 25 años en este negocio, ¿entiende a su personaje, un hombre que busca comenzar de nuevo?

- Buena pregunta. Soy tan afortunado que el trabajo que elegí hacer todavía lo estoy construyendo. Intento ser relevante en mi trabajo pero todavía no lo he conseguido. Profesionalmente no puedo quejarme porque mis últimos años han sido fantásticos. Mantengo los dedos cruzados.

- ¿Podría volver a empezar?

- Si me viera obligado, claro que lo haría.

Un vino y un baño caliente

- ¿Cómo piensa celebrar sus 25 años en la industria de la interpretación?

- Probablemente con un baño caliente y una copa de vino.

- ¿Qué le aporta John Nolan a su trabajo frente a la energía de un joven de 20 años?

- Experiencia. Él está acostumbrado a una vida en la que todo funciona dentro del ámbito de la razón, pero tan pronto como alguien marca el número de la Policía, todo es desconcertante para él.

- ¿Es exigente físicamente su personaje?

- No soy Tom Cruise y mucho de lo que vemos en pantalla tiene truco. Aporto más humor que ejercicio físico.

- Usted fue un novato alguna vez, ¿como fue aquello?

- Cuando tenía 22 años y comencé en 'One Life to Live' [un culebrón que se emitió durante 43 años] vivía rodeado de actores profesionales de todas las edades. Actores con mucha experiencia y actores sin experiencia. Fue un gran lugar de aprendizaje. Los veteranos nos ayudaban a los menos experimentados, eran generosos con su conocimiento.

- 'Castle' fue una serie reconocida por su sentido del humor. ¿Hay humor en 'The Rookie'?

- Absolutamente, pero el humor está más basado en la realidad. Richard Castle disfrutaba hilando fino, le gustaba la fantasía. John Nolan es un tipo plantado en la realidad.

«Con las series nunca se sabe... yo espero lo mejor y planifico lo peor»

- ¿Cómo recuerda su época de 'Castle'?

- Con cariño. Hice muy buenos amigos.

- ¿Alguna vez se imaginó el éxito internacional de 'Castle', que triunfó también en España?

- Nunca se sabe lo que va a triunfar y nunca se sabe por qué. Por eso, yo espero lo mejor y planifico lo peor. Todo lo que puedes hacer es dar lo mejor de ti.

-¿Qué le apasiona además de actuar?

- Me interesa el futuro del transporte, específicamente los vehículos eléctricos. Colecciono linternas. Me gusta estar al aire libre, las islas tropicales y el buceo. Y también ver películas de acción e ir a Disneylandia.