Aitor Hernández hunde a sus rivales en el barro

El corredor de Ermua sigue intratable y prolonga en el duro circuito de Elorrio su dominio en este inicio de la temporada

ÍÑIGO MUÑOYERROELORRIO.
Aitor Hernández tuvo que tirar de habilidad en el circuito de Elorrio. ::                         JORDI ALEMANY/
Aitor Hernández tuvo que tirar de habilidad en el circuito de Elorrio. :: JORDI ALEMANY

Aitor Hernández está que se sale, mientras que Egoitz Murgoitio no acaba de encontrar el ritmo. En pocas palabras eso es lo que ocurrió ayer en el duro y embarrado circuito de Elorrio, donde se disputó la cuarta manga del Superprestigio y que terminó con victoria clara del ermuarra, que completa el doblete tras Arbulo.

Murgoitio no decepcionó. Se vació hasta el final, pero en estos momentos no da más de sí. Como dijo después: «No sé lo que me pasa. No encuentro la pedalada. Me falta algo». Cedió un puñado de segundos, pero aún conserva el liderato del trofeo de la RFEC. Tercero en la batalla y en el podio llegó Isaac Suárez, otro ciclista al que le está costando entrar en la senda de los triunfos.

Y en sub'23, victoria del contundente Jonathan Lastra. Mantuvo un duro enfrentamiento con Tino Zaballa, que reaparecía. Al final se impuso por veteranía y mayor fondo el profesional de Udías, pero el vizcaíno, quinto, se llevó de calle el triunfo entre los más jóvenes.

Faltaba Ruiz de Larrinaga. Poco le importó a Aitor Hernández. En Llodio se había hinchado de confianza; el sábado se paseó en el campeonato de Álava de Arbulo y ayer desplegó su poderío en Elorrio, en una mañana infernal de lluvia, barro y frío, es decir, de ciclocross.

Murgoitio (Grupo Hirumet) quiso marcar su terreno de salida. Tiró fuerte y rompió el grupo de 61 ciclistas que desafiaron a la intemperie. Aitor Hernández le seguía a base de coraje y en tercera posición se situó Tino Zaballa, perseguido por Suárez (Bio Racer), Jon Gómez (Bio Racer) y el impetuoso Arriola (Tus Bicis). Otra vuelta más y en la tercera cambiaron las tornas. Aitor remontó en la zona de subida, tomó el mando y se fue distanciando, mientras que Murgoitio se aferraba al terreno, pero estaba claro que ayer era inferior.

Por detrás, Zaballa no podía resistir el arreón de Suárez y el resto de corredores se recolocaba. Lastra emergía del barro para intentar asaltar la cabeza, pero sin lograr rematar la faena, mientras que Erlantz Uriarte circulaba de nuevo con regularidad, pero lejos del punto que mostró en Arbulo.

La última vuelta no fue un paseo triunfal para Aitor González. Visiblemente cansado tuvo que recurrir al fondo acumulado en la ruta para aguantar el desesperado tirón de Murgoitio, que se acercó a 22 segundos. No pudo acortar más la diferencia y finalmente arrojó la toalla.

En féminas, nueva victoria de la incombustible Rocío Gamonal por delante de la guipuzcoana Olatz Odriozola y en junior, claro triunfo del valenciano Felipe Orts, con Alex Aranguren y Eneko Corrales, segundo y tercero.

«No pagaré el esfuerzo»

«Ninguna victoria es fácil. Todas son complicadas, especialmente la de hoy (por ayer). Les he ganado a todos y en las peores condiciones. Es para estar contento», declaró Aitor Hernández. «Buscaba hacer un año regular y lo estoy consiguiendo. Estos triunfos me hacen estar tranquilo. Estoy regulando y no creo que vaya a pagar el esfuerzo», añadió el emuarra, que aprovechará el parón de la temporada para descansar. «En diciembre hay competición a tope y quiero estar arriba».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos