Decomisan 2.000 litros de alcohol a menores en las fiestas de Las Mercedes

La Policía Local de Getxo ataja mediante un operativo especial un 'macrobotellón' convocado por Internet

TXEMA IZAGIRREGETXO.
Un agente de Getxo arresta a un varón en una edición pasada de las fiestas de Las Mercedes. /B. Agudo/
Un agente de Getxo arresta a un varón en una edición pasada de las fiestas de Las Mercedes. /B. Agudo

La Policía Local de Getxo decomisó casi 2.000 litros de bebidas alcohólicas a menores durante las fiestas de Las Mercedes, celebradas este pasado fin de semana en Las Arenas. El operativo especial que se organizó desbordó la propia capacidad de los agentes, que optaron por arrojar por las alcantarillas buena parte de la mercancía incautada. Su actuación ha roto las estadísticas de años anteriores al desbaratar una quedada por Internet. Este año solo dos personas -ambas mayores de edad- han sido atendidas por la DYA por intoxicación etílica, aparte de otros tres menores por consumo de alcohol.

«El servicio ha sido muy tranquilo; el más tranquilo de los últimos años», explicó satisfecho el delegado de la Asociación de Ayuda en Carretera de Getxo, Javier Ardanaz. El Ayuntamiento montó un operativo para cortar de raíz el botellón en estos festejos, que se habían convertido en una de las citas favoritas de muchos chavales, como la de San Juan en Arrigunaga. Los agentes controlaron la venta de bebidas alcohólicas a menores en supermercados, además de vigilar puntos conflictivos como la salida del metro o la playa de Las Arenas, lo que provocó que cayeran en barrena unas cifras que pocos años atrás causaron alerta y preocupación entre los padres.

Colaboración de las tiendas

De partida, varios supermercados colaboraron con la Policía Municipal, de modo que el pasado sábado se denunció a cinco personas mayores de edad por comprar bebidas a menores «que esperaban a las puertas de los comercios». El castigo puede ser ejemplar. Según informaron fuentes municipales, se trata de «una infracción grave que puede derivar en una multa «de 3.005 a 15.025 euros».

No obstante, los establecimientos quedarán indemnes. Ninguno ha sido denunciado. Todo obedece a que «colaboraron con la Policía llamando a la centralita para advertir de la concentración de grupos de menores en el exterior».

El momento más tenso de las fiestas llegó durante la noche del sábado, cuando «se concentraron varios miles de jóvenes en el recinto festivo, en la playa y en el muelle de Churruca de Las Arenas, como respuesta a una convocatoria de 'macrobotellón' realizada a través de las redes sociales». Nada nuevo, porque el número de personas, de entre 14 y 21 años, que acudió «era similar al que se registró el pasado año». El control policial exhaustivo evitó que se produjeran «problemas de seguridad».

Los agentes se colaron «en determinados momentos en el arenal de la playa, así como en los jardines del muelle de Churruca, donde se decomisaron unos 1.280 litros de alcohol a menores». La mayoría de los jóvenes procedía «de otras localidades como Bilbao, Santurtzi, Portugalete y varios municipios de Uribe Kosta». Otro punto para atajar la avalancha fue vigilar las bocas del metropolitano, a cuya salida se decomisaron «unos 650 litros de alcohol».