La pasarela de Urbi coge forma

El Ayuntamiento de Basauri adjudica la redacción de un proyecto que estará en ejecución antes de fin de año

L. PÉREZBASAURI.
El diseño del futuro puente destacará por su sencillez. ::
                         AYUNTAMIENTO/
El diseño del futuro puente destacará por su sencillez. :: AYUNTAMIENTO

La pasarela que unirá los barrios de Ariz y Urbi comienza a dibujarse sobre el papel. El Ayuntamiento de Basauri ha adjudicado ya la redacción del proyecto, la dirección de obra así como la coordinación de seguridad y salud del futuro puente. Y lo ha hecho por menos dinero del presupuestado. Las arcas municipales se han ahorrado un 34% del precio de licitación al adjudicar el contrato por 95.000 euros.

En la elección definitiva los responsables municipales han tenido sobre todo en cuenta «la resolución de la accesibilidad» de la idea, así como la metodología de construcción planteada. También se ha valorado positivamente el diseño. Finalmente han elegido el de la UTE Dynamis-Sgs Tecnos porque «prima la sencillez de las líneas y de trazado frente a la complejidad del entorno en el que se va a insertar». Los responsables municipales confiaron en que se cumplan sus previsiones y que se pueda levantar el futuro puente a finales de este año o principios de 2013, siempre que tras el verano pueda iniciarse ya el proceso de licitación de la empresa constructora.

Unirá ambas márgenes del río, permitiendo que los vecinos de Urbi accedan más fácilmente a la estación de metro. Concretamente se colocará en el número 45 de Urbi y se prolongará hasta la calle Oleta, con lo que el tablero llegará «en un solo gesto a ras de suelo». Con este diseño se logrará salvar la altura entre ambos puntos y eliminar la necesidad de «serpenteo de rampas, escaleras y ascensores».

Sin afecciones al río

Este diseño también permitirá no ocupar el lecho del río mientras se ensambla, algo que para la mayoría de los constructores era impensable. De esta forma no se tendrán que instalar apoyos provisionales que podrían suponer un tapón en el cauce del río y se evitará además el tránsito de camiones. Según añadió la concejala de Política Territorial, Nerea Rentería, «los cajones que forman el puente se van soldando y desplazando bajo un rodillo que sujeta el momento de vuelco de la pasarela y soporta su peso hasta concluir el montaje en Urbi».

El diseño final contempla la construcción en acero corte y en un material de apariencia oxidada. El tablero que se utilizará para que pasen los viandantes tendrá una extensión aproximada de algo más de tres metros de anchura. El proyecto exigirá a las arcas locales un desembolso de dos millones de euros que se costearán mediante la contratación de un crédito bancario.