La crisis reduce a tres millones el superávit del Ayuntamiento de Basauri

L. PÉREZBASAURI.

La crisis está cada vez más presente en las arcas municipales. Su última aparición se ha producido en la liquidación de las cuentas de 2011, que dejan un superávit de tres millones de euros. Una cifra en principio positiva, pero que se reduce en más de un 62% respecto a la obtenida en el ejercicio anterior. Además, fuentes municipales subrayaron que, del montante total, hay que descontar algo más de dos millones correspondientes a la obligación de pagar facturas por inversiones que todavía no se han completado.

«Son gastos que se deben incorporar a las cuentas de 2012 para continuar con proyectos e inversiones iniciadas el pasado año y que siguen desarrollándose a lo largo de este año», matizaron. Entre ellos se encuentran actuaciones como los ascensores de Petralanda y el de Aragón, dos obras que no estarán finalizadas hasta dentro de unos meses.

En definitiva, el equipo de gobierno informó de que, una vez descontada la totalidad de los gastos comprometidos, el montante líquido que le queda al Ayuntamiento del remantente de tesorería rondará los 867.000 euros -el año pasado se gestionaron 3,1 millones de ahorro neto-. Un dinero que el Ejecutivo local no se aventuró a reservar a proyectos concretos. Según el concejal de Economía y Promoción Económica, Aitor Aldaiturriaga, los responsables municipales ya «estamos analizando a qué nuevas iniciativas destinaremos este remanente». En cualquier caso, subrayó que la decisión definitiva estará marcada por la austeridad, ya que «hay que gastar con eficacia y eficiencia».