El Mirandés incorpora a la plantilla al mediapunta valenciano sub-23 Sergio Abad

Puede desenvolverse por ambas bandas y a sus 22 años recala en la disciplina rojilla tras pasar por las categorías inferiores del Levante

ÁNGEL GARRAZAMIRANDA DE EBRO.
Sergio Abad llega tras haber jugado en el Levante B. ::
                             EL CORREO/
Sergio Abad llega tras haber jugado en el Levante B. :: EL CORREO

Es la incorporación que confirmó a última hora de la tarde de ayer el Mirandés. El club rojillo ha sumado a su plantilla a Sergio Abad, un media punta que puede desenvolverse por ambas bandas. Llega del Levante B y según se señala desde la entidad mirandesista ha debutado en Primera División.

De 22 años de edad es natural de Valencia, mide 1,76 y pesa 70 kilos. Su trayectoria futbolística ha estado ligada al club 'granota', apelativo con el que se conoce al Levante. Entre 2006 y 2008 perteneció a su equipo juvenil y a continuación pasó al filial, que es donde ha jugado hasta ahora.

Debutó en Segunda División B con el Levante UD el 2 de septiembre frente al Terrassa FC en la campaña 2007/08. En la siguiente disputó en el mismo conjunto un total de 37 encuentros y logró tres goles, mientras que en la 2009/10 repitió el mismo número de choques en los que participó (en 33 entró en la alineación titular) si bien su cuenta anotadora creció hasta situarse en los diez tantos.

Ya en la 2010/11 debutó con el primer equipo el día 21 de noviembre ante el Racing de Santander. No obstante, fue un jugador que intervino de forma permanente en la segunda escuadra levantina al disputar 34 choques, 29 de ellos como titular y anotar cinco dianas.

El jugador será presentado a las 13.00 horas de hoy en la sala de prensa y trofeos de Anduva, por lo que es la última incorporación que efectúa el club salvo que en las horas que faltan para las doce de esta noche, que es cuando acaba el plazo para inscribir a los jugadores y culminar las plantillas, periodo que quedará cerrado hasta el mercado invernal, se produzca alguna novedad, algo que tampoco se puede descartar.

El club confirmó este fichaje instantes después de que Carlos Pouso atendiera a los medios de comunicación para abordar la previa de la Copa del Rey. Acerca de si era factible alguna incorporación, el técnico mirandesista señaló que «si encontramos algo que nos mejore y que nos dé un plus y que entendamos que nos pueda aportar la secretaría técnica sigue abierta». En este sentido, señaló que «no vamos a cubrir fichas por cubrir y entiendo que tampoco es muy probable que tengamos más de veinte jugadores».

Entre otras razones porque la situación económica no lo permite. «Y confiamos en la gente de abajo, así de claro». Así que con este fichaje que se anunciaba minutos despuésse cubrirían las expectativas de completar la posición de media punta. «Va a aportar pero no va a decidir porque los que lo hacen están en el Barcelona B, el Castilla, la Real B, el Athletic B; que nadie piense que el que venga va a decidir; ojalá quite el puesto a alguno de los que ya están porque eso querrá decir que es muy bueno ya que los que están ahora, lo son».

Lo que tiene claro el técnico es que «los que están ahora son los mejores entre otras cuestiones porque son los que quieren estar y no vamos a cargar al que venga con la etiqueta del Messi o del Cristiano Ronaldo del Mirandés» por entender que no sería ni real ni justo para éll y para el grupo.

Primer partido de Copa

Hoy se levanta el telón para el conjunto rojillo en la Copa del Rey, un torneo que en las ediciones más recientes el Mirandés ha saboreado lo bueno y lo menos positivo que supone disputar un torneo diferente, como es el del KO.

Si en las últimas temporadas en las que ha participado la suerte, de entrada, le fue esquiva al tener que jugar fuera de Anduva ante Sant Andreu y Barakaldo, dos equipos de Segunda B cuando los rojillos eran de Tercera.

Es un torneo diferente pero la premisa con la que viaja el Mirandés es idéntica a la que afronta el resto de encuentros de Liga. Saldrá, como siempre, a ganar porque sólo sabe salir a eso y porque, en este caso, el empate todavía vale menos. A pesar de ello, el entrenador rojillo entiende que «llamar a esto Copa del Rey es un insulto a la Corona, pero es lo que hay y queremos ganar».

Pouso fue muy crítico con «quienes hacen esta Copa, lo de la proximidad geográfica es una farsa, una broma porque no e s lógico que aquí vengan de La Linea de la Concepción o de Badalona a jugar si es que pasamos».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos