«Estoy muy contenta de verme otra vez en el grupo de delante»

Eneritz Iturriaga prepara su asalto a los campeonatos de España de ciclismo en carretera después de su lesión de clavícula

ALBERTO CEBRIÁNDURANGO.
Iturriaga espera conseguir doblete en los Campeonatos de España./
Iturriaga espera conseguir doblete en los Campeonatos de España.

La ciclista abadiñarra Eneritz Iturriaga va encontrando su mejor nivel después de que una grave lesión de clavícula la dejara en el dique seco en 2010. Aún tiene que soportar las molestias propias de un hueso sin soldar, pero eso no le ha impedido ser la mejor de las vascas en la pasada Emakueen Bira. Y no sólo eso. Consiguió salir airosa de la aplastante superioridad de Marianne Vos en la prueba y terminar a cinco minutos de la holandesa.»Me siento animada al verme otra vez en el grupo de delante». Su próximo objetivo, la consecución del doblete en los campeonatos de España en carretera que se disputarán en Castellón del 23 al 26 de junio.

A la cita castellonense acude motivada. «Quiero ganar la contrareloj. Me gustaría conseguir el doblete con la prueba en ruta, pero esta se la llevará quien mejor llegue a ella». De momento las sensaciones durante los entrenamiento son «muy buenas». «Las piernas responden, lo asqueroso son las molestias de la clavícula. Es como un dolor de muelas que no te deja en paz».

La capitana del Lointek recuerda con amargura la caída de hace un año en el Tour de l'Aude que le provocó una rotura de su clavícula izquierda. «No ha soldado bien y cada vez que hay humedad lo sufro». Es lo que le sucedió en la Clásica de Durango. «El dolor pudo conmigo y de ahí el bajo rendimiento. Por suerte dos días después el tiempo mejoró de cara a la Bira y me sentí realmente bien». El próximo mes de noviembre volverá a pasar por el quirófano para terminar con este problema. «Los médicos me dicen que el hueso está bien agarrado con los clavos, pero que aún no es seguro que se vaya a soldar».

«La verdad es que tengo ganas de terminar con este problema. Por otro lado, estoy contenta porque he seguido trabajando duro y algún fruto sacaré». De momento, la cosecha no podría ser mejor. Resultó la primera española en la Clásica de Valladolid, válida para la Copa del Mundo, y una semana después se proclamó líder de las vascas en la Emakumeen Bira. Además, en la que ya es considerada como una de las mejores pruebas por etapas del calendario femenino, Iturriaga se quedó a una pedalada del top-20 y a cinco minutos de la indiscutible Marianne Vos. «Estoy contenta por volver a ese segundo grupito de corredoras», concluye la abadiñarra.

Fotos

Vídeos