Agencias de calificación

JOSÉ LUIS HERRERO

Esta semana ha sido nefasta para la economía española. Paro del 20%, el Gobierno desnortado... y una agencia de calificación de riesgos rebaja la calificación de la deuda pública. Alarma en las bolsas. A Grecia le bajaron la nota a 'deuda basura' pero a España, sólo de AA+, a AA, una nimiedad. Y somos tan solventes o más que EE UU y Reino Unido.

¿Y quién es Standard & Poors para ello? La misma empresa que no supo ver una quiebra inminente de Lehman Brothers hace dos años que agravó la crisis financiera mundial. Se arrogan el privilegio de arruinar a pequeños inversores y enriquecer a despiadados especuladores profesionales, que atacan los mercados con cantidades ingentes de dinero apostando a la baja.

¿Son más capaces agencias como S&P, Moody's y Fitch que los bancos centrales de países soberanos y de la Unión Europea, países que eligen a sus gobernantes y representantes? Casualmente -pero piensen ustedes mal-, S&P no baja la calificación de Estados Unidos, que tiene un déficit fiscal y, sobre todo, un histórico déficit comercial inmenso que sólo se sostiene con el enorme apoyo de China, que compra bonos estadounidenses... por ahora. O alguien sensato pone en orden en los mercados financieros desregulados o los de siempre acabaremos pagando el estropicio de los ávidos especuladores. Grecia ya lo está sufriendo.