Robaba cartas de los buzones y estafaba a las víctimas

Hacía compras fraudulentas y daba de alta líneas telefónicas con los datos que conseguía de las cartas que se llevaba sin que sus dueños se enterasen

VASCO PRESSBILBAO

Agentes de la Ertzaintza detuvieron el domingo en Bilbao a un hombre de 39 años acusado de efectuar varias compras fraudulentas y cometer estafas telefónicas dando de alta líneas a nombre de otras personas a las que, principalmente, sustraía la correspondencia de sus buzones. También se le acusa de compras fraudulentas de joyas y objetos de coleccionismo, según ha informado Interior. La investigación que ha llevado a la detención del sospechoso se remonta a abril del año pasado, cuando un particular denunció que una empresa le había girado a través del banco un recibo valorado en mil doscientos diez euros por la compra de un anillo de oro que él no había solicitado ni recibido.

Tras esta denuncia se iniciaron las pesquisas oportunas que llevaron a la determinación de que una persona había dado de alta varias líneas telefónicas para efectuar compras en empresas anunciadas en medios de comunicación de venta de joyas y otros objetos de coleccionismo. En el transcurso de la investigación se descubrió que para la contratación de las líneas y efectuar la compra de joyas utilizaba identidades y cuentas bancarias sustraídas de la correspondencia de vecinos de sus familiares. El estafador aprovechaba cualquier oportunidad que tenía para disponer de filiaciones y direcciones de personas para dar de alta las líneas telefónicas que utilizaba para las compras. En alguna ocasión en un locutorio obtuvo información de algún cliente mediante engaño que posteriormente fue utilizada para cometer los delitos.

La entrega de la pieza adquirida se realizaba a través de una empresa de mensajería y cuando iba a ser entregada en el domicilio del supuesto comprador el estafador interceptaba al mensajero en el portal o inmediaciones y recibía el paquete. El domingo por la mañana, agentes adscritos a la comisaría de Bilbao interceptaron al sospechoso en la capital vizcaína y procedieron al registro de su vehículo y de sus pertenencias personales.

Durante el mismo, los policías localizaron documentación y datos bancarios a nombre de diversas personas que habían sido estafadas. Finalmente, detuvieron al individuo bajo las acusaciones de un presunto delito de descubrimiento de secretos y estafa continuada. La Ertzaintza continúa con la investigación abierta para determinar el número de personas que puedan haberse visto afectadas por los hechos que se investigan.