La Federación de Vecinos pide un carril bici para la carretera de Fuentecaliente

M. A. CRESPOMIRANDA DE EBRO.

Es la Junta de Castilla y León la que acomete las obras de acondicionamiento de la carretera de Fuentecaliente; una vía para la que desde los distintos barrios y pedanías mirandesas se viene solicitando desde hace tiempo un arreglo, pero hay quienes echan de menos que no se haya aprovechado la oportunidad para dotar a esa vía de un espacio específico para las bicicletas.

El proyecto de la administración Regional cuenta «en un primer momento», con el apoyo de los vecinos de Fuentecaliente, Ircio y Los Corrales, pero suscita interrogantes en el seno de la Federación de Asociaciones de Vecinos.

Partiendo de la base de que las obras supondrán una «notable mejoría» en la comunicación entre Miranda y la pedanía de Ircio, preguntan que por qué no se ha pensado en aprovechar los trabajos para la construcción de un carril bici.

El máximo responsable de la Federación pone de manifiesto que el camino que separa Miranda de Ircio es una distancia «ideal para hacer en bicicleta», puesto que es la vía natural para llegar hasta San Juan del Monte que es «la mejor zona de esparcimiento». Apunta la Federación que si hubiera carril bici muchos serían los que obviarían el coche para llegar a San Juan.

Límite de velocidad

Otra duda que ha surgido en el seno de la Federación de Asociaciones de Vecinos está relacionada con la velocidad a la que circularán los vehículos por esa carretera cuando ya esté acondicionada. Dado que en el proyecto se plantea la construcción de aceras en algunos tramos; algo que permitirá que los peatones tengan mayor grado de seguridad, se pide a la Junta que establezca «la limitación de velocidad que se impone en las travesías».

Apuestan por lo tanto por el arreglo de la carretera, pero aportan además sugerencias porque consideran que las administraciones deben «plantear modelos de desarrollo sostenible para la ciudad».