iurbentia aparta a Jabyer Fernández de la dirección de la empresa inmobiliaria

El nuevo órgano directivo está formado por el grueso de los socios que denunciaron al industrial en abril

DAVID S. OLABARRI| BILBAO
Jabyer Fernández cuenta con el 42% del apoyo accionarial./ I. PÉREZ/
Jabyer Fernández cuenta con el 42% del apoyo accionarial./ I. PÉREZ

Jabyer Fernández fue «apartado» ayer del consejo de administración de iurbentia promociones inmobiliarias. La empresa celebró una junta general de accionistas en la que el presidente del grupo Afer quedó «excluido» de la nueva dirección de la compañía, formada por once miembros. El renovado órgano directivo está compuesto por la «práctica totalidad» de los siete socios de la entidad que a finales de abril denunciaron al industrial por cometer supuestamente «gravísimas irregularidades» con 43 millones de euros destinados al pago del IVA por la operación 'Puerta Bilbao'.

Jabyer Fernández -que también ha iniciado los trámites para demandar a varios de sus ex socios, entre los que figura el presidente del Athletic, Fernando García Macua- llegó a la reunión, celebrada en Madrid, con un apoyo accionarial que, en su conjunto, ascendía al 42% del capital. La otra parte, en cambio, contaba con un respaldo superior al 50%. De esta forma, el grupo integrado por los denunciates contra el empresario presentó una plancha directiva que salió adelante al recibir el mayor número de avales.

El consejo de administración, en todo caso, se formó sin la figura del presidente y sin definir las atribuciones de sus miembros. Este organigrama se irá definiendo en las próximas semanas y la compañía, según fuentes de la nueva dirección, podrá continuar con su actividad siguiendo el «plan de viabilidad» dibujado para ellos. Fuentes próximas a Fernández, por su parte, aseguraron ayer que el industrial acudió al cónclave sin intenciones de seguir al frente de la compañía. En este sentido, explicaron que no presentó plancha alguna pese a contar con un importante apoyo en lo que se refiere al volumen de acciones y que se «abstuvo» a la hora de designar al cuerpo rector de la entidad.

«Desleal»

El conflicto entre Fernández y sus ex socios se remonta al acuerdo que iurbenor -una filial de Afer participada al 50% por iurbentia y Fonorte- alcanzó a principios de año con La Caixa y la BBK en relación al proyecto residencial 'Puerta Bilbao', que contemplaba la construcción de 2.000 viviendas en los antiguos terrenos de Sefanitro, en Barakaldo. La empresa se encontraba al borde de la suspensión de pagos y pactó vender a las dos entidades bancarias la mayor parte de los terrenos: 235.000 metros cuadrados. A cambio, iurbenor recibió 359 millones de euros. 297 se utilizaron para saldar la deuda bancaria y quedaron disponibles casi 62 millones. 43 de ellos correspondían al IVA a ingresar en Hacienda por la operación urbanística.

A partir de ese momento, las relaciones entre las partes se tensaron hasta llegar al enfrentamiento judicial, como se evidenció en la reunión del consejo de administración del pasado 16 de abril. Los demandantes preguntaron a Fernández, que entonces era el administrador único de iurbenor, por el destinado dado a los 43 millones. El constructor, según el acta levantada, explicó que había utilizado ese dinero -por el que ha solicitado un aplazamiento de pago en Hacienda- para sanear la economía del grupo. Los socios, que llegaron a dimitir de sus cargos, protestaron por una actuación que tildaron de «desleal» y advirtieron de que estarían obligados a adoptar «medidas legales».