El Gobierno encara la crisis reduciendo a la mitad la oferta de empleo público para 2009

Convoca 20.000 plazas frente a las 38.000 de 2008 en una medida de "austeridad" para "reactivar la economía", según De la Vega

EFE |MADRID
La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega (i), y la ministra de Administraciones Públicas, Elena Salgado, durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. / Efe/
La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega (i), y la ministra de Administraciones Públicas, Elena Salgado, durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. / Efe

El Gobierno ha reducido casi a la mitad la Oferta de Empleo Público (OEP) para 2009 con la convocatoria de 20.000 plazas de empleo público, frente a las 38.000 que se ofertaron en 2008 y repondrá así el 30% de los puestos vacantes por bajas o jubilaciones, el mínimo que marca la ley.

Así lo ha anunciado la ministra de Administraciones Públicas, Elena Salgado, durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, en la que ha asegurado que se trata de un oferta de empleo "austera" que incide en la contención del gasto y que es "adecuada" al actual momento de crisis económica.

Según ha explicado, el total de plazas nuevas ofertadas en la Administración central se elevará a 17.948, mientras que 2.613 serán de promoción interna. Asimismo, ha asegurado que, a pesar de la reducción del 48% de las plazas convocadas, hay un número de efectivos suficientes para garantizar la seguridad y el ejercicio de las funciones prioritarias de la Administración.

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández De la Vega, también ha apuntado que la nueva oferta de empleo público compatibiliza el "rigor y la austeridad presupuestaria" con la mejor calidad al servicio de los ciudadanos, y ha asegurado que su finalidad es reactivar la economía.