La conexión con Renfe retrasa a 2009 el túnel del Serantes

El Ministerio de Fomento ultima los trabajos para enlazar el nuevo trazado ferroviario con la línea de Cercanías

JON FERNÁNDEZ| BARAKALDO

Han transcurrido ya más de tres años desde que el majestuoso túnel del Serantes comenzara a excavarse. Y se ha agotado el plazo marcado por el Ministerio de Fomento para abrir paso a un trazado ferroviario de cuatro kilómetros, entre el 'Superpuerto' y el polígono Abra Industrial de Ortuella. Como en otros muchos proyectos institucionales, las previsiones no se cumplirán. Los trenes de mercancías deberán aguardar aún varios meses hasta poder atravesar el nuevo recorrido. No ha habido problemas con los terrenos, ni nada por el estilo. El tramo subterráneo, de 3.650 metros de longitud, está finalizado. Lo que resta por culminar es la electrificación del itinerario y el sinuoso enlace con la línea C-2 de Cercanías Renfe a través de 400 metros de falso túnel.

Fuentes del Gobierno central dudan que los trabajos estén listos «antes del próximo verano». Es más, admiten que el 'pinchazo' previsto con el trayecto de pasajeros Bilbao-Muskiz tampoco corre prisa debido al retraso que acarrea la Variante Sur Ferroviaria. Ese proyecto, presupuestado en alrededor de 800 millones de euros, evitará el paso de convoyes de mercancías procedentes del Puerto de Bilbao por los cascos urbanos de la margen izquierda y cuenca minera al discurrir hasta Basauri entre montañas. De momento, el ministerio ni siquiera ha establecido el trazado definitivo. Tiene sobre la mesa cientos de alegaciones al plan de instituciones locales y asociaciones.

Sin la variante disponible en un período de alrededor de cinco años, Fomento decidió no cargar al principio todo el peso de las mercancías a la línea C-2. Y, provisionalmente, compartirá las cargas con la otra travesía sobre raíles de la comarca -la C-1-, que enlaza Santurtzi y Bilbao.

Con explosivos

Más allá de la habitual complejidad técnica, la perforación de la galería del Serantes no ha sido sencilla. Con un presupuesto de 47,5 millones de euros, el proyecto ha ido tomando forma con explosivos 'Goma 2 Eco' por la boca de Zierbena -la del 'Superpuerto'-. «No nos hemos encontrado más dificultades de las previstas», afirman los operarios de la UTE formada por FCC y Construcciones Olabarri.

Imponentes máquinas como el 'Jumbo' de tres brazos neumáticos han hecho el resto del trabajo dentro del túnel. Ya fuera, el enlace con la C-2 obligó a cortar la circulación en una carretera cercana de Ortuella.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos