Arriaga acogerá la cuarta estación eléctrica del tranvía

Las obras arrancarán en octubre y deberán estar listas para marzo, cuando se completará el ramal de Abetxuko

ROSA CANCHO| VITORIA

El tranvía necesitará buenas inyecciones de electricidad para llevar a sus viajeros. Para que su trayecto entre Abetxuko, Lakua y el centro de Vitoria sea lo más eficiente posible precisa que cuatro subestaciones le suministren energía. Dos de ellas ya se soterran en la plaza de América Latina y en la calle Angulema. Una tercera se ubicará en las cocheras y la cuarta estará adosada a uno de los caseríos de Arriaga, en un extremo del parque.

Las obras de este último transformador arrancarán el próximo mes, aunque los operarios han acotado ya toda la zona de los trabajos y han tirado un murete. Esta instalación tendrá el menor impacto paisajístico posible, ya que la empresa Euskotren, responsable de este nuevo medio de transporte, ha consensuado con el Ayuntamiento el diseño de la estructura que la albergará. Se adecuará a la arquitectura de la casona sobre la que irá adosada y que es de propiedad municipal, explicaron portavoces de Euskal Trenbide Sarea (ETS), la entidad pública que gestiona la implantación del metro ligero.

Pruebas en unos días

Las obras de esta subestación deberán estar concluidas para marzo, ya que para entonces está previsto que acabe la obra civil de todo el ramal de Abetxuko. Después, serán necesarias varias semanas de pruebas antes de que los convoyes trasladen pasajeros desde este barrio del norte al centro.

El trazado hacia Abetxuko es el que va más rezagado. Todo está ya casi listo en el ramal de Lakua, que recibirá a las primeras unidades del metro ligero en breve. En concreto, la primera máquina llegará a Vitoria el próximo día 29 en un transporte especial. Si no hay problemas, al día siguiente el tranvía comenzará a rodar en pruebas por diversas calles.

Mientras, los trabajos irán avanzando, hasta el punto de que las vías y catenarias entre Lakua y el centro estarán listas para noviembre. Así, será posible cumplir con el compromiso de que el metro ligero comience a prestar servicio antes de Navidad.

En Lakua se trabaja ahora en el tendido de la catenaria, que ya avanza por el Bulevar de Euskal Herria. Por su parte, en el ramal Centro colocan ya los postes en zonas como Lovaina. Eso sí, la obra más delicada sigue siendo la del corazón de la ciudad. En General Álava, entre Dato y Fueros la vía ya está instalada. En Independencia falta el hormigonado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos