El libro 'Cosme García, un genio olvidado' rescata la figura del inventor riojano

S. L.
DE ÉPOCA. Cosme García. / E.C./
DE ÉPOCA. Cosme García. / E.C.

Las máquinas de franquear sellos en Correos, dos modelos de submarino, uno de los primeros cañones de retrocarga, mecanismos de recogida de objetos del fondo del mar y tres modelos de fusiles cargados por la culata, así como otros tantos inventos que quedaron en bocetos, son algunos de los descubrimientos que el riojano Cosme García Sáez patentó a lo largo de su vida. Por ello y con el fin de rendirle homenaje, el Ayuntamiento de Logroño y el Instituto de Estudios Riojanos (IER) han rescatado en el libro 'Cosme García, un genio olvidado' la figura del inventor riojano. Según el autor del volumen, Agustín Ramón Rodríguez, Cosme García ha sido «injustamente olvidado por la historia», después de ser el primer español que probó con éxito el submarino.

Rodríguez, que ya escribió otro ejemplar sobre el inventor hace 12 años, explica en el libro como Cosme García fue un adelantado en una España en la que la ciencia y la tecnología no estaban avanzadas. «Fue un autodidacta, capaz de formarse a sí mismo», apuntó el autor.

Por otro lado, Rodríguez denunció que ha sido complicado encontrar documentación del inventor. El problema es que «no dejó ningún escrito, al menos no que conozcamos». Tras su muerte, fueron sus hijos quienes consiguieron un reconocimiento como primer español que probó «el submarino antes que Peral o que Monturiol». De hecho, dos submarinos de la Armada Española llevaron su nombre. Y ahora, el propio autor lleva a cabo una campaña para que uno de los cuatro nuevos submarinos que construye la Armada, lleve otra vez el nombre de Cosme García.

Fotos

Vídeos