El vasco que más sabe de vinos

Jon Andoni Rementeria custodia 18.000 botellas en la bodega del Remenetxe./ /Maika Salguero
Jon Andoni Rementeria custodia 18.000 botellas en la bodega del Remenetxe./ / Maika Salguero

El sumiller Rementeria representará a España en el Europeo de Amberes. «Me han preguntado las regiones de Tasmania donde hacen espumoso»

JULIÁN MÉNDEZ

Jon Andoni Rementeria (49 años) acaba de ganar el 'Pasapalabra' de los vinos. El sumiller del Remenetxe (Muxika) se ha convertido en el vasco que más sabe de botellas en España al coronarse en Madrid campeón de la Unión de Asociaciones Españolas de Sumilleres (que agrupa a 4.500 asociados) y será el encargado de representar a nuestro país en el Europeo, que se celebrará en Amberes en 2020.

Jon Andoni está medio afónico después de haber competido contra lo más florido de la sumillería nacional. Las preguntas, agárrense, son para poner de los nervios a cualquiera. Poco importa que Rementeria se conozca de memoria las 18.000 botellas y las 1.420 referencias (variedad de uva, añada, suelos) que guarda en la bodega subterránea del restaurante familiar. El jurado va mucho más lejos para probar a los coperos. ¿Qué es la botarga? (una salazón de huevas de pescado), variedad y región del vino Taurasi (Aglianico de la comarca de Avellino), cómo se llama la bodega de Jerez que compró el grupo filipino Emperador (Garvey), en qué regiones de Tasmania se hacen espumosos (Piper's Rive...), qué es un vino sobretablas (modo de preservar el velo de flor en algunos vinos jerezanos)... «Y así todo. Esta vez me han llegado a preguntar hasta por el tipo de leche que se emplea para hacer el queso de Mahón, en Menorca. Leche de vaca, de vaca», suspira Rementeria de regreso a casa.

Las pruebas de cata a ciegas (en copas opacas) tampoco resultaron fáciles. Un pisco peruano (pero de una variedad en la que se emplea mosto verde), un Tempranillo de Rioja Alavesa (que resultó ser el Lanzaga que hace Telmo Rodríguez en su bodega de Lanciego), un blanco portugués de la comarca de Bairrada (debajo del Douro) y cosas así le franquearon el paso a la cima.

Rementeria, que se proclamó el miércoles campeón de España, volvió a competir este jueves; en esta ocasión en inglés para ganarse una plaza en el europeo, auténtico desafío para el maestresala euskaldun. Vestido con traje oscuro y corbata, con el reglamentario mandil de cuero y el 'tastevin' (platito de metal) colgando de una cadena al cuello, Rementeria sudó tinta (o Tempranillo, si prefieren). «En 5 minutos tuvimos que decir diez vinos que combinaran con un producto que había en la mesa. ¡Una nectarina! Dije un vendimia tardía, un cava dulce, un vino de hielo, una cerveza Pilsener fresca... » Aunque lo más complicado, una especie de yincana, consistió en correr de una mesa a otra para catar seis vinos... y determinar país, D. O., año y variedad. La monda.

Este viernes, Rementeria (a quien le esperan dos años de intenso estudio en la lengua de Shakespeare) estará ya presentando sus vinos a los clientes. «Mi carta es muy grande, pero el 95% de las mesas me dicen que saque lo que prefiera. Es una gozada. Tengo vinos desde 9 a 4.000 €, pero pocos pagarán más de 30. Pienso en un obrero que venga a darse un capricho: presento etiquetas de 18 a 30€». Eso es triunfar de verdad.

Temas

Vino
 

Fotos

Vídeos