«Nuestra tarea diaria es contar lo que pasa lo mejor y más honradamente posible»

César Coca recoge el premio junto a Gorka Martínez, de BBK. :/FERNANDO GÓMEZ
César Coca recoge el premio junto a Gorka Martínez, de BBK. : / FERNANDO GÓMEZ

El periodista de EL CORREO César Coca subraya que «valemos lo que aportamos al equipo y lo que el equipo nos aporta» al recoger el premio de la profesión

Gerardo Elorriaga
GERARDO ELORRIAGA

El periodista de EL CORREO César Coca aseguró ayer, al recibir el premio concedido por la Asociación y el Colegio de Periodistas Vascos, que «un periodista solo es bien poca cosa, incluso en estos tiempos en los que internet y las redes sociales han abierto posibilidades que eran ciencia ficción cuando yo empecé en este oficio». El adjunto a la dirección de EL CORREO también señaló durante su intervención en el acto de entrega –celebrado en la sala BBK con la presencia del alcalde de Bilbao, Juan Mari Aburto;y el consejero de Cultura, Bingen Zupiria– que la función de los profesionales de la información «no es otra que contar lo que pasa lo mejor y más honradamente posible, aunque, en ocasiones, todo parezca desplomarse a nuestro alrededor».

El profesional de la comunicación, profesor en la UPV/EHU y director del Máster de periodismo que organizan la institución académica y el diario bilbaíno, alegó que entendía el galardón como una distinción colectiva. «En los viejos manuales de redacción aprendí que el lenguaje periodístico es un lenguaje colectivo. Luego, en el ejercicio laboral, descubrí que, en realidad, lo es toda la labor, no sólo el lenguaje», señaló y prosiguió: «Porque valemos lo que aportamos al equipo y lo que el equipo nos aporta. Al final, el reportaje, la entrevista, lo firma una persona, pero la lista de las que han intervenido hasta llegar a ese producto final es muy larga».

La intervención finalizó con un llamamiento a preservar el oficio. «Sólo os pido, y por supuesto, también me lo pido a mí mismo, que no cedáis, que no os rindáis ante las presiones que llegan desde todos los ángulos, que no os desaniméis, que no os resignéis ante los insultos personales y colectivos que, tantas veces, nos arrojan en las redes sociales», adujo.

El consejero de Cultura, Bingen Zupiria, con los presidentes de Euskaltzaindia y Eusko Ikaskuntza.
El consejero de Cultura, Bingen Zupiria, con los presidentes de Euskaltzaindia y Eusko Ikaskuntza. / F.G

La última edición de estos premios también reconoció la trayectoria de Joxemari Iriondo, pionero en el desarrollo de ETB, la contribución de Euskaltzaindia y Eusko Ikaskuntza –entidades que celebran su centenario–, e hizo especial hincapié en la obra de Carmen Sarmiento, premio José María Portell a la libertad de expresión. «Me siento especialmente emocionada porque me lo dan compañeros, y los periodistas siempre tenemos un espíritu crítico. Me siento afín a la lucha en pro de los derechos humanos que ha tenido lugar en esta tierra», alegó esta periodista, bregada en el documental televisivo.

Carmen Torres Ripa entrega el galardón que lleva el nombre del que fue su marido José María Portell, asesinado por ETA, a Carmen Sarmiento.
Carmen Torres Ripa entrega el galardón que lleva el nombre del que fue su marido José María Portell, asesinado por ETA, a Carmen Sarmiento. / F.G.

La presencia de mujeres periodistas también fue destacada con el reconocimiento al blog Doce Miradas, al que pertenece Ana Erostarbe y que denunció el techo de cristal. «Aún hoy, las profesionales no llegan a secciones como economía y tan sólo protagonizan una de cada cuatro noticias. Cuesta mucho llegar a posiciones ejecutivas, desde 1997 hay más mujeres licenciadas, pero las barreras se suceden, una tras otra, y nos impiden llegar siquiera a la paridad».

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos