Este contenido es exclusivo para suscriptores

Tu suscripción anual por 59,40€ al año. ¡Últimos días! para llevarte un lote de productos Ortiz

logo-correo-on2.svg
Acceso ilimitadoNuevas secciones y más contenidosNueva app exclusiva sin publicidadInteractúa con los periodistasNuevas newsletters de autorOfertas y eventos exclusivos
El crimen de Llanes

Pedro Nieva estuvo tres meses vigilado 24 horas hasta reunir las pruebas para el arresto

Agentes de la Guardia Civil custodian a Pedro Nieva después de peinar su chalé de Belmonte de Pría en busca de indicios../Fotos: Juan Llaca / Nel acebal
Agentes de la Guardia Civil custodian a Pedro Nieva después de peinar su chalé de Belmonte de Pría en busca de indicios.. / Fotos: Juan Llaca / Nel acebal

La intervención de las comunicaciones y los restos de ADN del escenario del asesinato, claves en la investigación

OLAYA SUÁREZLlanes

Llegó a su casa de Belmonte de Pría, esa en la que en el pasado había invertido dinero e ilusiones, de forma muy distinta a las incontables veces en las que lo hacía con sus dos hijos y su mujer para pasar fines de semana y vacaciones de playa, fiestas y descanso. Ayer, Pedro Nieva accedía a la vivienda con las manos esposadas, tratando de ocultar su rostro con la capucha de su chaqueta, sin los cordones de las zapatillas deportivas por el protocolo antisuicidio de los detenidos y agarrado de cada lado por un agente de la Guardia Civil.