Beneficios de la ortodoncia, algo más que una sonrisa de cine

Beneficios de la ortodoncia, algo más que una sonrisa de cine
Lograr una dentadura perfecta no es solo una cuestión estética, sino que podrá garantizar menos desgastes, una buena masticación e incluso evitar dificultades en la función fonética

Actualmente existe una mayor conciencia sobre la importancia de contar con unos dientes bien alineados, no solo por una cuestión estética, sino también para garantizar menos desgastes, evitar el trauma oclusal o dificultades en la función fonética y una mala masticación. Unos dientes mal alineados pueden dificultar una correcta higiene dental, facilitando la aparición de caries, gingivitis, periodontitis y otros problemas que, de no prevenirse, requieren tratamientos costosos e invasivos. En consecuencia, los tratamientos de ortodoncia han experimentado un gran auge en los últimos años al ofrecer cada vez un mayor número de alternativas, más cómodas y que provocan menos molestias.

La ortodoncia permite corregir problemas a una edad precoz, mejorando el pronóstico de las alteraciones del crecimiento óseo del maxilar o de la mandíbula y de una incorrecta posición de los dientes. Por este motivo, se priorizan los tratamientos que ayudan al correcto desarrollo de la dentadura infantil y hacen que, en caso de necesitar una segunda fase de ortodoncia, ésta sea mucho más sencilla y de menor duración. En el caso de los adultos, también ha aumentado el número de pacientes debido a que se han incrementado las posibilidades de recibir un tratamiento de forma casi imperceptible, gracias a técnicas invisibles como ortodoncia lingual u ortodoncia con alineadores.

La duración de los tratamientos de ortodoncia varía en función de las causas que lo hacen necesario. Asimismo, no existe una edad ideal para comenzar con la ortodoncia. Se recomienda asistir a la primera visita con el ortodoncista a los 4-5 años.

Seguro dental, tranquilidad a la hora de cuidar tus dientes

En este sentido, son muchas las personas que optan por la contratación de un seguro dental para contar con la tranquilidad de poder cuidar sus dientes con garantías y evitando sorpresas al bolsillo. Nuestros dientes y encías necesitan cuidados a lo largo de toda la vida por lo que la contratación de una póliza dental supone a la larga un ahorro.

Contar con un seguro dental facilita la prevención de problemas que afecten a nuestra salud bucodental. El seguro dental IMQ, por ejemplo, te ofrece una revisión y limpieza anual sin coste añadido. Además, incluye otros servicios gratuitos como son las extracciones, la radiografía odontológica o la pulpotomía de urgencia. En el resto de tratamientos que pudieran ser necesarios te garantiza tarifas previamente concertadas y siempre con precios inferiores a los de mercado, para todo tipos de tratamientos, desde la ortodoncia, implantología, endodoncias, etc.. Además, ningún servicio está sujeto a copago y tampoco existen periodos de carencia, es decir, puedes disfrutar de todos los servicios incluidos en tu póliza desde el momento de contratación.

Por otra parte, se trata de un seguro muy ventajoso si decides contratarlo para garantizar la salud bucodental de toda la familia. El primer y segundo familiar incluidos en la póliza obtienen un descuento y a todos los demás puedes incluirlos de forma gratuita. En el caso de niños y niñas menores de 8 años, su cobertura es gratuita.

El seguro dental IMQ te da acceso, por otra parte, a un amplio cuadro médico, en el que se incluyen, además, centros propios: en Bizkaia la clínica dental IMQ Doña Casilda, en el centro de Bilbao (C/ Teófilo Guiard, 2) y la clínica dental IMQ Areeta, en Getxo (c/Paulino Mendivil, 7). La clínica bilbaína cuenta con el certificado de AENOR UNE 179001: 2011, que garantiza la calidad asistencial y la seguridad para el paciente y distingue a aquellos centros comprometidos con un servicio excelente. IMQ Areeta se encuentra también en proceso de acreditación.

Si te decides a contratar un seguro dental para ti y tu familia antes del 15 de marzo, en IMQ podrás disfrutar de dos meses gratis. Finalmente, no necesitas tener contratado ningún otro seguro IMQ para disfrutar de las ventajas del seguro dental. No hay excusa para no cuidar tu sonrisa.