Soy autónomo, ¿necesito un seguro de salud?

Soy autónomo, ¿necesito un seguro de salud?
Cada vez más trabajadoras y trabajadores autónomos deciden contratar un seguro médico privado para cuidar de su salud y proteger también con ello su negocio y sus ingresos

El trabajo es una de las primeras actividades que se ven afectadas cuando la salud falla. Cuando trabajas como autónomo y eres responsable directo del buen funcionamiento de tu negocio, enfermar se convierte en un lujo y estar de baja puede ser especialmente problemático. De ahí que, si trabajas de forma autónoma, la contratación de un seguro médico privado te ofrezca una serie de ventajas a tener en cuenta.

Rapidez en la atención

El tiempo es oro y aún más si eres autónomo. Ser tu propio jefe tiene sus ventajas pero a menudo se traduce en la práctica en la necesidad de adaptarte al horario de tus clientes o en interminables jornadas de trabajo. ¿Cuántas veces has descuidado tu salud por falta de tiempo?

Contar con un seguro de salud privado garantiza rapidez en la atención con amplios horarios de consulta y agilidad a la hora de realizar pruebas diagnósticas y obtener sus resultados, evitando así largas listas de espera. En IMQ sabemos bien que la salud no puede esperar. Por ello, ofrecemos la libertad de elegir entre más de 43.000 profesionales médicos y 1.150 centros a nivel estatal, la mayor red sanitaria privada también en Euskadi, así como años de experiencia escuchando de cerca y respondiendo a las necesidades de salud del trabajador autónomo.

Servicio de urgencias ágil

¿Imaginas pasar largas horas de espera en un servicio de urgencias sin poder levantar la persiana de tu negocio? El seguro médico privado no sólo cubre las consultas médicas habituales con especialistas sino también con centros médicos y clínicas propias o concertadas para garantizarte la agilidad necesaria.

Si además tu trabajo te obliga a viajar frecuentemente a ferias internacionales o a buscar clientes y proveedores, tener cubiertas las urgencias médicas en el extranjero es para ti un plus que el seguro IMQ Autónomos te ofrece como cobertura complementaria sin coste añadido. También ponemos a tu disposición una línea de atención 24 horas y la posibilidad de solicitar una segunda opinión médica.

Hospitalización

La hospitalización es siempre un tema delicado, no sólo para el paciente, sino también para las familias que le acompañan. Por eso, a la que te da acceso un seguro médico privado busca proporcionarte la mejor atención como paciente, pero también el mayor bienestar para tus acompañantes. En la asistencia sanitaria privada, ya sea para tratamientos especializados, quirúrgicos o intensivos, dispones, por ejemplo, de habitaciones individuales y de cama para el descanso del acompañante.

En IMQ te ofrecemos también un servicio de hospitalización domiciliaria, siempre que las características de tu cuadro clínico lo permitan, para que puedas continuar el tratamiento en tu hogar, con la comodidad y tranquilidad para la familia, el menor riesgo de infección y la garantía de recibir igualmente una atención personalizada por un equipo altamente cualificado.

Seguros adaptados a tus necesidades

El seguro médico IMQ AUTÓNOMOS te ofrece dos modalidades:

IMQ AZUL

Aporta una cobertura sanitara integral a un buen precio, con acceso a los servicios en consulta médica, las pruebas diagnósticas y a los servicios quirúrgicos más demandados (hospitalización, cirugía y parto). Todo ello desde 45 € sin copagos añadidos y con tarifas aún más económicas si optas por una prima con copagos.

IMQ ACTIVA

El seguro médico pensado para aquellos que estáis empezando, emprendedores jóvenes que buscáis tener cubiertas las necesidades de salud en vuestro día a día. Cubre todos los servicios médicos en consulta que no requieran quirófano ni anestesia, con precios que van desde los 25 € sin copagos y primas aún más reducidas si optas por un seguro con copagos.

Servicios digitales a tu alcance

¿Si el móvil es tu mejor aliado para conectar con tus clientes y mandar a tiempo las facturas a tu asesor por qué no emplearlo también para hacer más fácil el cuidado de tu salud? Con el seguro de salud para autónomos de IMQ dispones de un amplio abanico de servicios digitales, para responder con inmediatez y comodidad a tus necesidades y evitarte desplazamientos innecesarios. Sin ningún coste añadido cuentas con:

• gestor personal para ayudarte con todos los trámites de tu seguro,

• médico asesor para resolver tus dudas desde el móvil,

• videoconsulta

• cita online

• oficina online para tramitar tus autorizaciones o realizar gestiones en cualquier momento y lugar

• la posibilidad de llevar tu historial médico cómodamente en el móvil.

Tranquilidad en caso de baja

El seguro IMQ Baja Diaria puede ser el complemento ideal a tu seguro de salud. Se trata de un producto que te garantiza una indemnización en caso de baja por enfermedad o accidente de hasta 150 euros diarios. El cobro de la indemnización es inmediato, sin esperar al alta, en un plazo máximo de 5 días. La prima se establece en función de la edad y del tipo de profesión que ejerzas.

Más información en www.imq.es y en el teléfono gratuito 900 81 81 50.