El Gobierno vasco introduce cambios en las becas universitarias para hacerlas «inimpugnables»

El Gobierno vasco introduce cambios en las becas universitarias para hacerlas «inimpugnables»

Josu Erkoreka confía en que el Gobierno central permita a Euskadi mantener su autonomía en la gestión de estas ayudas

Marta Fdez. Vallejo
MARTA FDEZ. VALLEJO

El portavoz del Ejecutivo vasco, Josu Erkoreka, ha asegurado que la nueva convocatoria de becas universitarias que ha aprobado hoy el Consejo de Gobierno introduce las «modificaciones indispensables» para adaptarla a la normativa estatal y hacerlas «inimpugnables». Erkoreka ha aclarado que se han hecho cambios «mínimos», no se ha ajustado todo su contenido a los requisitos del Ministerio de Educación, porque «albergamos la esperanza» de que el Gobierno central haga un cambio de normativa que permita a Euskadi conservar su autonomía en la gestión de estas ayudas económicas para estudiantes.

Esta nueva orden recibía hoy el visto bueno, en plena polémica por la decisión de Tribunal Supremo que dictaminaba que el País Vasco deberá adaptar su sistema de becas para los niveles de Bachillerato y FP al estatal, al considerar que «genera importantes desigualdades» en el acceso a la enseñanza en función del territorio en el que se resida y estudie. Las principales diferencias se refieren al umbral de renta para conceder las ayudas a las familias, mucho más elevadas en Euskadi, y a los requisitos académicos, de igual forma más exigentes en el ámbito estatal.

Las becas universitarias vascas también han sido recurridas por el Gobierno central por lo que corren el mismo riesgo que las de Bachiller y FP. Sin embargo, el Ejecutivo considera que las modificaciones introducidas las «acomoda» a los requisitos del Ministerio y les da «seguridad jurídica». Las modificaciones son de carácter técnico, equiparan las ayudas universitarias con las no universitarias en requisitos, y ajustan el número de créditos en los que hay que matricularse o los porcentajes de aprobados que se exigen por carreras para tener derecho a beca, entre otras medidas.

Erkoreka ha criticado la decisión del Tribunal Supremo, ya que considera que supone una «vulneración grave» del ámbito competencial y que «en nombre de la igualdad equipara a la baja». El portavoz del Gobierno ha argumentado que «una sola sentencia» del alto tribunal no sienta jurisprudencia ya que hacen falta tres, y que la existencia de votos particulares suscritos por 2 magistrados permite que «el Gobierno vasco vea reflejada su posición en la Sala del Supremo».